“Se tiene que notar que el equipo quiere ganar”

Lance del encuentro entre el Málaga y el Córdoba en La Rosaleda.
Borja admite que "hace falta un cambio de actitud y rápido" | Luso asegura que seguirán "remando" porque "cosas más difíciles se han visto"

Desconcierto generalizado. Dolor máximo. Si Djukic se mostraba serio en la sala de prensa, el paso de los jugadores ante los micrófonos de los periodistas era un trago difícil. Salían a relucir los tópicos de siempre, pero barnizados de un pesar incontrolable. "La racha es mala, malísima. Estamos jodidos. Van pasando las semanas y nos estamos metiendo muy abajo. Teníamos este partido marcado como punto de inflexión, pero el Málaga es un gran rival. Intentamos hacer bien las cosas, pero el gol ha sido una losa y más en nuestra situación", explicaba Luso, que volvió a la titularidad después de varios meses y en una posición distinta a la habitual: lateral derecho. El aragonés pide al grupo "ser fuertes en mentalidad" porque "hay que seguir remando", ya que "cosas más difíciles se han visto".

El malestar de Borja en la zona mixta de La Rosaleda era patente. "¿Sensaciones? Siempre que pierdes son malas y más cuando acumulas ocho. El equipo está abajo, se mantiene vivo en el partido pero al final pierde. Tenemos ocasiones, las fallamos... si no marcas no ganas. Necesitamos mucho más los puntos que los demás y esto se tiene que notar", decía ante los medios el punta madrileño, quien no encontraba más receta que seguir insistiendo. "Lo que tenemos que hacer es trabajar. Eso es lo mínimo que podemos hacer. Hemos tenido ocasiones de adelantarnos, de empatar... pero no marcamos. Ya con ocho jornadas seguidas y eso es una losa muy importante. Tenemos que encarar esta situación con hombría, con valentía. Hay que llegar al final con algunas posibilidades de salvarnos".

A juicio de Borja, al Córdoba le faltó algo importante en La Rosaleda además de marcar gol. "Las ocasiones se van al limbo y el equipo pierde la cabeza. No estamos bien. Las posibilidades se agotan porque va quedando menos. Necesitamos un cambio de actitud y rápido. Yo creo que todo el mundo está en el terreno de juego sabiendo que la situación está jodida. Hay que poner trabajo, trabajo y trabajo. Y no hacer más cuentas", ha explicado. ¿Y el vestuario? "Nosotros estamos con el míster al cien por cien. El vestuario está unido, pero tenemos que dar a entender que queremos salvarnos. Nosotros llevamos muchas jornadas con alineaciones diferentes y no salen las cosas. Es normal que el míster cambie y busque jugadores nuevos. Yo lo veo en los entrenamientos, estamos unidos, no hacemos la guerra por nuestra cuenta, pero el equipo no reacciona. Se tiene que ver que el equipo quiere llegar al final con posibilidades y se tiene que ver otra actitud dentro del campo", concluyó el jugador cedido por el Real Madrid.

Etiquetas
stats