“No podemos arrastrarnos por el campo”

.

Rafa Navarro no vive unas fechas para recordar en el Córdoba CF. El entrenador de la entidad ha resaltado en sala de prensa que el duelo ante el Nástic de Tarragona del próximo domingo en El Arcángel (20:00 horas) será “bastante triste con dos equipos descendidos”. No obstante, ambos clubes tendrán que acabar “con la máxima dignidad posible” aunque “no se jueguen nada ni motive mucho”. De hecho, las miras estarán puestas sobre todo en la actitud que tomará la hinchada blanquiverde con respecto a la actual situación. “Me gustaría ver más gente de lo habitual, pero todo lo que haga la afición lo respeto y no soy nadie para decir si tienen o no que entrar”, ha reconocido. Eso sí, ha manifestado su deseo de que “demuestren su malestar en el campo” y no en la puerta cero del recinto.

El preparador cordobés se encontró “una situación bastante delicada” a su llegada y las cosas no han salido “como pensaba”. Solo ha visto “problemas” desde que entró y ha reconocido que no sabe “si con un entrenador de experiencia hubiera ido la cosa mejor”. De todo ello ha sacado como positiva “la experiencia” y no “cambiaría nada” de lo que hizo. Pese a que todavía se desconoce cualquier tipo de proyecto futuro para el Córdoba, Navarro ha manifestado que se ve “capacitado y con fuerza” en caso de recibir la oferta para continuar en un desafío “con igualdad de condiciones” ante el resto de equipos“. No obstante, ha añadido que cuando acabe el curso ”ya se hablará con el club y se decidirá“.

Lo que sí ha tenido claro del presente curso es que Andrés Martín “ha sido lo mejor que le ha pasado al club” siendo “el hombre del año”. El delantero hispalense “dará muchísimo al Córdoba” como en su día ya hiciera Sergi Guardiola, goleador que ayudará “en el plano económico” a la entidad tras la salvación conseguida por el Real Valladolid en Primera División. Mientras tanto, los duelos que restan le servirán para “poner a los que mejor vea en los entrenamientos” y valorar “a los que no han competido mucho, los que terminan contrato y la gente de la cantera”. Ahí aparece el nombre de un Chuma que seguirá contando para el primer equipo.

Sobre el resto del plantel, Navarro ha explicado que decidió meter a Miguel Loureiro en el lateral izquierdo frente a Las Palmas “porque merecía ese premio”. Esa circunstancia no indicaba que “los otros dos laterales no estuvieran bien”, pero optó por darle la opción a un hombre que “no hace ruido”. A Luis Miguel Quezada, por ejemplo, siempre lo ha visto “más de interior que de lateral” y ha reconocido que “no ha contado con las oportunidades que en otro momento hubiera tenido”. Y en lo referido al capítulo de bajas para la cita contra los tarraconenses, el míster ha resaltado que no estarán José Ángel Carrillo, Neftalí Manzambi y mantiene la duda de Carlos Abad por molestias. La principal premisa será la de “no arrastrarse por el campo” y dar “la mejor versión” si se desea ganar a un equipo “con calidad y que compite del primer minuto al 90”.

Etiquetas
stats