María del Mar Muñoz se despide de la Fundación CCF: “¡Gracias, Córdoba!”

María del Mar Muñoz, en la presentación de un convenio solidario de la Fundación CCF | MADERO CUBERO

El proceso de cambio continúa día tras día, y casi hora por hora, en el Córdoba CF. La firma de la compraventa supuso el pasado viernes el inicio de un período de completa remodelación en la entidad califal. El primer paso fue precisamente la composición de un nuevo Consejo de Administración, presidido por el que ya es máximo accionista, Jesús León. Pero no es la única permuta que ha de darse de aquí en adelante, tanto en lo institucional como en lo deportivo. Así, este martes tuvo lugar otra novedad en este sentido. En este caso, María del Mar Muñoz comunicó su renuncia, efectuada días atrás, a la presidencia de la Fundación CCF, al frente de la cual ha estado en los últimos años. La mujer de Carlos González se despidió además a través de una carta en la que mostró toda su gratitud a instituciones, empleados del club, medios de comunicación y la ciudad.

“Con fecha 19-01-2018 he presentado mi renuncia como presidenta de la Fundación Córdoba CF, la cual ha sido aceptada por parte del presidente del Consejo de Administración del Córdoba CF. Hoy acaban siete maravillosos años al frente de la Fundación, que ha significado un antes y un después en mi vida. Quiero agradecer en primer lugar a mi marido, Carlos González, la confianza depositada en mi persona para ostentar la presidencia del órgano con más alma del club”, expone María del Mar Muñoz en el inicio de su misiva. La saliente presidenta de la Fundación CCF extiende a lo largo del texto los agradecimientos a distintas personas y entidades.

“Dentro de mis primeros agradecimientos, quisiera destacar a don Ernesto Hita, presidente antes de mi llegada a la Fundación, por su recibimiento en el año 2011 y su exquisita generosidad para que poco a poco me fuera adaptando a mi nueva labor. También agradecer a todos los que han formado parte del Patronato de la Fundación durante todos estos años, en especial a don Diego Medina y don Juan Miguel del Río, y destacar la lealtad de don Andrés Delgado y don Bernardo Mesa, que me han acompañado hasta el último día”, prosigue el texto. “Las instituciones también han desempeñado una labor primordial para el buen funcionamiento de la Fundación, destacando a la Diputación de Córdoba, con don Martín Torralbo como cabeza visible en materia de Deportes. Gracias por tu confianza”, indica en relación a los organismos públicos.

“Y como no, agradecer a Beatriz Sedano, coordinadora; Rafael Avilés, técnico de proyectos; Carlos Losada, coordinador deportivo, así como a todo el cuerpo técnico de la Escuela de Fútbol y el equipo Genuine, el gran trabajo realizado. Sin ellos no hubiera sido posible que la Fundación creciera como lo ha hecho. Para mí ha sido un gran orgullo trabajar con ellos”, expresa María del Mar Muñoz acerca de quienes han sido sus más próximos colaboradores. Tras esto, la ya expresidenta de la Fundación CCF valora, en lo personal y en lo profesional, su etapa al frente del organismo.

“El balance de mi paso por la Fundación no puede ser más positivo, tanto para mí a nivel personal como para la entidad. Hemos ido creciendo juntos y me llevo una enorme satisfacción por el nivel de profesionalización alcanzado. En mi recuerdo me llevo los viajes al Sáhara, en los que hemos podido comprobar de primera mano la vida de los refugiados e implantar un programa formativo que les está ayudando a sobrellevar la delicada situación a través del deporte”, prosigue la carta. “Mis ‘niños’ de Cruz Blanca y del equipo CCF Genuine, que con sus sonrisas me han robado el corazón y, cómo no, los cientos de niños y niñas que hemos formado en la Escuela de Fútbol y Clínic de Tecnificación”, agrega en su capítulo de menciones.

“Quisiera despedirme uno a uno de todos ellos, pero me es imposible. Por eso, desde aquí les quiero animar a que sigan haciendo deporte, jugando al fútbol y compartiendo todos esos valores que durante todos estos años hemos trabajado con ellos. Son el futuro”, señala a continuación María del Mar Muñoz. La expresidenta de la Fundación CCF recupera acto seguido el capítulo de despedidas. “No quisiera terminar sin despedirme de todos los empleados del Córdoba CF, que me han tratado extraordinariamente bien, así como de todas las familias que pertenecen a nuestro colectivo, sin olvidar a la mayoría de los medios de comunicación, los cuales siempre me han mostrado su afecto y tratado con respeto”, apunta.

“Me llevo un grato recuerdo del cariño que me ha dispensado la ciudad y siempre me sentiré cordobesista. Por ello, deseo la mayor suerte del mundo a don Jesús León en esta nueva andadura”, añade María del Mar Muñoz. “Con el corazón en la mano, envío un gran abrazo para todos aprovechando la ocasión para agradecer las numerosas muestras de condolencia recibidas en estos días por el reciente fallecimiento de mi madre. ¡Gracias Córdoba!”, finaliza la carta.

Etiquetas
stats