El Lucena da la cara en medio de la tempestad

Lance del duelo entre el Lucena y el Sevilla C.
El cuadro celeste empata con el Sevilla C (0-0) y sigue sin conocer el triunfo, mientras el club mantiene graves problemas | El vestuario sufre impagos y varios jugadores optan por salir

No encuentra el camino de la victoria sobre el terreno de juego y tampoco la salida a sus problemas fuera del mismo. El Lucena atraviesa una situación delicada, o continúa en ella. Tanto que la incertidumbre es generalizada en torno a una entidad que camina poco a poco, y si la realidad no cambia, hacia un dramático final. Sobre el verde, las cosas no terminan de funcionar en el regreso del conjunto celeste al Grupo X de Tercera. En materia institucional, las circunstancias distan poco de las que viviera el club la pasada campaña: los impagos aparecieron apenas iniciada la temporada y eso provocó que varios futbolistas abandonaran la disciplina aracelitana. En definitiva, las aguas bajan revueltas en la capital de la Subbética cordobesa, donde este viernes, en partido adelantado al resto de la jornada por la celebración de su feria, el triunfo volvió a ser un imposible. Los lucentinos no lograron pasar del empate ante el Sevilla C, un resultado que, sin embargo y visto el inicio del cuadro filial hispalense, no es del todo negativo.

El Lucena tuvo que afrontar el choque con lo puesto, ya que en los últimos días fueron hasta cuatro jugadores los que optaron por salir. Esas marchas y la baja por lesión de Ito apenas permitieron a Juanlu Bernal cerrar una convocatoria con 16 futbolistas. Hubo de tirar de canteranos para completar la lista ante un encuentro que acabó tal y como empezó, con equilibrio a cero en el tanteador. De esta forma, el cuadro celeste acumuló su cuarta jornada consecutiva sin vencer. O dicho de otra forma, sigue sin conocer la victoria en la presente temporada. Los aracelitanos suman en la actualidad tres puntos y a la espera de que termine la jornada ocupan decimocuarta plaza en la clasificación, próxima a las posiciones de descenso. La situación deportiva es difícil, pero no tanto como la institucional. O quizá, mejor explicado, es producto de esas dificultades para sobrevivir que tiene la entidad.

Al tiempo que el equipo trata de continuar adelante en la competición, el club celeste mantiene los problemas económicos que ya tuviera la anterior campaña, tras la cual hubo que aguardar hasta el 30 de junio para que pudiera evitar el descenso por impagos. Estos vuelven a sobrevolar el estadio aracelitano y afectan tanto al vestuario como a otros ámbitos. La afición, con el incipiente proyecto ambicioso del Ciudad de Lucena y tras la penosa temporada 2015-16, no respondió y la entidad apenas obtuvo ingresos por abonos. Tampoco en taquillas funcionó el asunto. Así las cosas, tras el primer encuentro como local, el Lucena recibió una amonestación por parte del Comité de Competición por no abonar al árbitro sus emolumentos. Según los gestores, la idea era pagar mediante transferencia. Mientras, la plantilla está a la espera de cobrar la nómina de agosto, que queda pendiente hasta dentro de unos días. Exactamente los mismos en que el club perciba una subvención del Ayuntamiento lucentino.

La realidad tuvo trascendencia también a nivel de jugadores, pues fueron varios los que decidieron salir. Antes de comenzar el curso, Lolo Armario, Sergio Albiol y Santacruz dijeron adiós; iniciado éste, lo hicieron Baty Luna, Salas, Pablo Navas, José Gómez y Sergio Pérez. Mucho ha de cambiar la historia para que su desenlace no tenga tintes de tragedia.

Etiquetas
stats