El Deportivo Córdoba espera recomponerse antes de un duro derbi

Natali Mytrofanska en un entrenamiento del Deportivo Córdoba

El Deportivo Córdoba frenó su evolución de resultados del mes de noviembre con una derrota a domicilio en Huelva frente al CDT Al-Ándalus por 2-1, lo que deja al equipo blanquiverde en décima posición, solamente un puesto por encima de la zona de descenso, pero con un margen de cuatro puntos sobre la zona peligrosa que ocupan Xaloc Alacant, Guadalcacín, Comgeceu y Cádiz. Respecto a la derrota ante Al-Ándalus, la guardameta Natali Mytrofanska cree que el equipo “hizo un buen partido, muy bien en la primera parte con muchas ocasiones en ataque y con posibilidades de haber marcado uno o dos goles”, aunque al descanso llegaron 0-0. “En la segunda parte acusamos el tener bajas, jugamos con pocas jugadoras, y cuando ya llevábamos treinta minutos se notaba que estábamos cansadas y fuimos acumulando faltas; en una de ellas vino el primer gol, y el segundo vino en otra falta cerca de nuestra portería, y creo que no coloqué bien la barrera y nos hicieron el 2-0. Luego jugamos de cinco con jugadora-portera y marcamos el 2-1 en superioridad de cinco contra cuatro. Estoy orgullosa de nuestro equipo, y de las más jóvenes, porque jugamos siete jugadoras y así es muy difícil”, analiza.

Natali, que no lleva ni un año en el fútbol sala español, recuerda que es su “primera temporada, después de haber jugado tres meses en Tenerife”, donde coincidió “con dos jugadoras ucranianas y una de ellas hablaba muy bien español”. No obstante, “aquí, al principio, me resultó más difícil porque no conozco muy bien el idioma, y creo que no sé decir todo bien, pero le doy las gracias a todas las compañeras, presidente, entrenadores y delegados porque desde el primer momento me han dado mucha ayuda para adaptarme. Ahora estoy estudiando español y eso me permite entender mejor lo que me dicen las jugadoras y el entrenador, puedo dialogar con ellos y llevar esta situación más fácil, y también para ellas”, reconoce.

La meta cajista forma parte de la selección ucraniana que consiguió la clasificación para la Final Four de la Eurocopa que se disputará el próximo mes de marzo, sobre lo cual valora que ahora están “esperando a que se produzca el sorteo de semifinales” y que la misión es “demostrar que estamos fuertes en Ucrania y darle una alegría a nuestra gente, y repetir al menos la medalla de bronce de la edición anterior, pero si todo va bien, me gustaría mejorar. Actualmente nuestro país está atravesando una situación muy difícil, y por lo que veo en las noticias la gente no hay luz ni agua en casa y llevan una vida muy complicada, y ahora en invierno las temperaturas son muy frías, a -4ºC y sin calefacción”, subraya la jugadora.

Y volviendo a la actualidad del Deportivo Córdoba, la siguiente cita de las califales será ante el Atlético Torcal, en un nuevo choque entre los dos equipos con más solera del fútbol sala andaluz y al que en esta ocasión las malagueñas acuden como líderes de la categoría, un aspecto a tener en cuenta, como apunta Natali, ya que “la pasada temporada era un equipo que jugaba en Primera división” y que ahora ahora llega como “líder”, aunque piensa que el plantel cordobés puede “mostrar un buen fútbol y hacer un partido mejor que los anteriores. Espero que alguna de nuestras jugadoras lesionadas pueda recuperarse para este encuentro y pueda reforzarnos para este enfrentamiento ante el Torcal”.

Etiquetas
stats