Fátima Gálvez, sin segunda medalla en Azerbaiyán

Fátima Gálvez, en plena competición.
La baenense acaba cuarta en el mixto de Tiro en Foso Olímpico en los Juegos Europeos tras caer en la final por el bronce ante San Marino, que se desarrolla estos días en Bakú

Estuvo cerca, pero no lo consiguió. Rozó su segunda medalla en los Juegos Europeos de Bakú, si bien finalmente Fátima Gálvez se hubo de conformar en esta ocasión con un también meritorio cuarto puesto. La baenense, que el pasado martes se proclamó campeona de Tiro en la modalidad de Foso Olímpico, buscó este jueves una nueva presea. Esta vez lo hizo en la competición mixta de dicha disciplina, en la que alcanzó la final por el bronce junto a su compañero Alberto Fernández. En esa pugna a dos por el tercer cajón del podio, los españoles cayeron ante la pareja de San Marino, a pesar de que igualaron a 27 aciertos de 30 disparos en primera instancia. De esta forma, la tiradora no pudo sumar un nuevo trofeo al mencionado oro, que por el momento es el único metal logrado por la expedición cordobesa en Bakú.

La pareja española comenzó la competición, que tuvo su inicio a las 11:00, con un quinto puesto en la fase de clasificación, de la cual saldrían los seis semifinalistas. Esa posición fue resultado de los 88 aciertos en 100 tiros que acumularon Fátima Gálvez (20 y 22) y Alberto Fernández (24 y 22). Curiosamente, la sexta plaza la ocuparon con el mismo número de disparos correctos sus rivales en la final por el bronce, los tiradores de San Marino. En esta fase, Eslovaquia terminó en primer lugar con 94 aciertos y Francia en segunda posición con 91. Por su parte, Rusia e Italia terminaron con 90.

Ya en semifinales, Fátima Gálvez y Alberto Fernández se disputaron un lugar en la final o en la lucha por el bronce con Eslovaquia e Italia. Esta última pareja acabó fuera de la pugna enseguida, pues apenas acumuló antes de caer eliminada, 14 aciertos -la serie alcanzaba los 30 tiros-. La baenense (con 11 disparos correctos) y su compañero (con 13) terminaron con 24, cuatro por debajo de los eslovacos. Es decir, a la deportista cordobesa sólo le restaba la opción de alcanzar el bronce. En la otra semifinal, San Marino acabó con 23 tiros acertados, por los 24 de Rusia. Francia cayó con 13.

En la pugna por el tercer cajón del podio, España igualó a 27 aciertos con la pareja sanmarinense, de forma que hubo que acudir a la muerte súbita. En esta fase, Alberto Fernández, que no había fallado en la final por el bronce, erró y la medalla se escapó.

Etiquetas
stats