De las Cuevas: “Queremos empezar cuanto antes”

.

Un trabajo constante. El secreto de que muchos futbolistas lleguen a una edad elevada sintiéndose bien en el día a día es la labor física que hacen incluso de vacaciones. Ese entrenamiento distingue a los jugadores que serán importantes en una plantilla y los que no durarán mucho en la élite de este deporte. Miguel de las Cuevas ha pasado por todos los estamentos del fútbol y sigue en el Córdoba dando un nivel elevado. En la actualidad y con el técnico Juan Sabas a la cabeza, el alicantino intentará ser el protagonista de una nueva temporada en Segunda B que los blanquiverdes intentarán acabar con un ascenso al fútbol profesional. Asimismo, el mediocentro alaba el trabajo que sus compañeros han realizado hasta llegar a los entrenamientos. “El equipo ha vuelto con muchas ganas y estamos esperando a que nos den fecha de competición”, explica el jugador.

Y es que la plantilla está dando lo mejor que tiene. Tras el desplazamiento al primer stage ubicado en Torrox, los blanquiverdes esperan con ansia volver a competir en los terrenos de juego, aunque trabajo no va a faltar. “Llevamos dos semanas con entrenamientos de mañana y tarde”, además las sensaciones “son buenas después del confinamiento y de estar tanto tiempo parado”, afirma un alicantino que ha llegado al inicio de la pretemporada mejor que nunca, incluso con el confinamiento de por medio. “Después de estar tanto tiempo parado hay que ser más profesional que nunca para llegar en las mejores condiciones”, admite. De hecho, esta vuelta óptima tiene sus secretos. “La alimentación es lo principal y siguiendo las instrucciones a rajatabla de todos los responsables”, asevera el mediocentro.

Por otro lado, De las Cuevas y Juan Sabas ya se conocen de una etapa anterior. Por aquel entonces, el técnico era ayudante de Abel Resino en el Atlético de Madrid y un joven Miguel de las Cuevas era componente de aquel equipo que terminó finalmente en la Champions League después del cese de Javier Aguirre en la jornada 21. Gracias a esto, el alicantino conoce muy bien al entrenador madrileño. “Es un mister de fútbol. Entiende perfectamente al futbolista, le gusta mucho competir y ser dueño del partido”, apunta un mediocentro que solo quiere jugar con la elástica cordobesa fuera el precio que fuera. “Las ganas de jugar hace que la posición sea secundaria”, por lo que “me encuentro bien detrás del punta, echado a banda o de mediocentro”, admite.

Aunque el inicio está todavía en el aire. Mientras LaLiga sigue con ese cruce mediático con la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) y viceversa, el fútbol modesto reclama ayuda y auxilio porque las medidas acordadas hace que la Segunda División B sea una categoría alarmante económicamente hablando. Aún con eso, los jugadores siguen optando por jugar. “Nosotros queremos empezar cuanto antes siempre y cuando haya seguridad”, explica un De las Cuevas que sabe la preparación que ha hecho la entidad para que el equipo sea lo más competitivo posible. “Estamos concentrados en el proyecto que se está haciendo”, ya que “es una mezcla de juventud y talento que puede ser un buen cóctel”, afirma. Por tanto, hasta que no haya una buena relación entre los organismos pertinentes, el fútbol modesto seguirá sin rumbo, aunque el Córdoba intentará sobrevivir y llegar al fútbol profesional lo antes posible.

Etiquetas
stats