El Córdoba y su instinto de protección

De las Cuevas controla el balón en el partido de la primera vuelta ante el Extremadura | ÁLEX GALLEGOS

Es una guerra y lo parece. El Extremadura-Córdoba llega cargadísimo de urgencias deportivas, rencores enquistados, piques sobrevenidos, apelaciones a la épica y triquiñuelas del fútbol profundo. Quien se lleve el botín en este partido deberá ser inteligente, listo y pícaro, todo mezclado en las dosis apropiadas. Los blanquiverdes van dispuestos a pasarlo mal así en el césped como fuera de él. La guerra del palco en las vísperas no ha sido sino un episodio más de un partido que empezó a jugarse desde hace mucho tiempo, tanto como el que lleva Luis Oliver -exdirector general del Córdoba y constructor sin cargo de este Extremadura- lejos de El Arcángel. Aguardan en el Francisco de la Hera noventa minutos que pueden decidir destinos. Medio millar de hinchas blanquiverdes estarán allí para ver lo que sucede y alentar a los suyos en una batalla determinante.

El que pierda quedará en muy mal lugar, tanto en la tabla como en su crédito ante el último tercio de la Liga. Ambos pueden decir que matemáticamente es posible su salvación -de hecho, en este curso podrían valer 45-46 puntos para hacerlo-, pero futbolísticamente necesitan argumentos para creérselo. Y eso solo es posible con victorias, un desenlace que no abunda en la hoja de servicios de ninguno de ellos. El Extremadura lleva ocho jornadas sin ganar; el Córdoba solo lo ha hecho una vez en las últimas nueve citas. Esas deprimentes cifras se completan con un dato esclarecedor: cruzan sus caminos el peor local y el peor visitante.

“Crecer desde la puerta a cero debe ser nuestra señal de identidad”, declaró Rafa Navarro en su última comparecencia ante la prensa. El técnico deberá reconstruir la linea defensiva después de un arsenal de bajas tras el partido ante el Málaga, le dejó graves secuelas al grupo: la acumulación de tarjetas ha dejado fuera a Luis Muñoz -diez partidos consecutivos completos como central-, al lateral derecho Fernández y al mediocentro Blati Touré, todos ellos titulares frente a los blanquiazules y con buena aportación. Tampoco irá Manzambi, pero el delantero suizo congoleño es en esta ocasión una baja de rango menor.

La prioridad será acorazar la meta de Carlos Abad. Miguel Flaño y Chus Herrero, recuperados de sus lesiones, regresan a la lista. Al menos uno de ellos saldrá en el once al lado de Quintanilla, aunque bien podrían ser los dos. La ultima vez -y la única- en que se alinearon juntos fue en Tenerife y el Córdoba logró la victoria, dejó la portería a cero y el central aragonés firmó uno de los tantos. Ese espectacular comienzo se rompió por un esguince de rodilla del ex del Albacete, al que se unió un percance muscular del excapitán de Osasuna.

La inconsistencia en casa del Extremadura, que esta temporada regresó a Segunda División, es un lastre insostenible. Un notable rendimiento en las salidas le ha permitido compensar los números para evitar un desplome absoluto, pues ante su afición solamente ha sido capaz de amarrar 11 puntos sobre 42 posibles. En el Francisco de la Hera han ganado tres partidos -el último el 5 de enero, ante el Alcorcón (3-0)-, empatando dos y perdiendo nueve. Son el segundo equipo que más goles recibe en su campo -22, siendo el Córdoba el primero con 23- y llevan ocho jornadas sin conocer el triunfo. Después de despedir a Rodri llegó a la dirección Manuel, un exjugador de la casa. Hubo más que un tanteo a Marrero, entrenador del filial del Córdoba, para que fichara por los de Almendralejo pero el club blanquiverde vetó la operación en un episodio que causó fricciones. Al final, todo se arregló como se pudo y el técnico levantino sigue adiestrando al conjunto nodriza con el desafío de subir a Segunda B, la categoría de la que el primer equipo quiere escapar.

Navarro va con las ideas muy claras después de una “semana de trabajo fantástica” de sus jugadores, según señaló ante los periodistas. Ha recuperado el de Ciudad Jardín a Javi Lara, en lo que supone una incorporación de impacto puesto que el montoreño solo ha jugado cinco minutos este año -en Alcorcón- y no formaba parte de las convocatorias. En la primera citación del nuevo entrenador tampoco estuvo, aunque fue porque “se puso malo”, según indicó el técnico. Esta vez le ha reclutado para un encuentro fundamental, en el que no ha contado con el joven Álvaro Aguado, que anda lejos de su mejor versión y se quedó en casa junto a Quim Araujo, descarte habitual. El once podría reservar alguna sorpresa.

En el Extremadura, que no termina de arrancar pese al amplio movimiento en el mercado invernal, hay conciencia plena de la relevancia del partido. Vendieron a su goleador, Enric Gallego, al Huesca y ficharon hasta doce nuevos jugadores. Entre ellos sobresale uno: José Antonio Reyes. Sí, el héroe de la salvación del Córdoba hace un año, la estrella caída del cielo que capturaron León y Oliver cuando parecían un tándem indestructible. El fútbol da muchas vueltas. Tantas que uno se marea y acaba perdiendo la noción de la realidad, esa misma que tiene al Extremadura y el Córdoba preguntándose qué pueden hacer para terminar vivos una temporada de locura. En la primera vuelta, en una confrontación desquiciante, el Córdoba remontó y goleó en el tiempo añadido. ¿Un pronóstico? Pase lo que pase no será sorprendente.

ALINEACIONES PROBABLES

EXTREMADURA: Casto; Álex Díez, Bastos, Pardo, Zarfino; Kike Márquez, Olabe, Borja Granero, Fausto Tienza; Ortuño y Reyes.

CÓRDOBA: Carlos Abad; Loureiro, Chus Herrero, Quintanilla, Álex Menéndez; Bodiger, Vallejo, De las Cuevas, Jaime Romero; Andrés y Carrillo.

ÁRBITRO: Gorostegui Fernández-Ortega (Comité País Vasco).

CAMPO Y HORA: Estadio Francisco de la Hera, 16:00.

Etiquetas
stats