El juez condena a dos empresas de Jesús León a devolver medio millón al Córdoba CF SAD

Jesús León, en El Arcángel

El magistrado sustituto del Juzgado de lo Mercantil de Córdoba, Fernando Caballero, ha firmado una sentencia en la que condena a dos empresas del expresidente del Córdoba Club de Fútbol SAD, Jesús León, a devolver medio millón de euros a la entidad a considerar "nulos" dos contratos para la prestación de servicios en la entidad blanquiverde.

La administración concursal del Córdoba CF SAD considero "nulos" los contratos que halló una vez que se hizo con el control económico del club, intervenido judicialmente desde el año 2019, cuando la Guardia Civil detuvo a Jesús León. Los administradores encontraron un contrato con Grucal y otro con Aglomerados Córdoba para la prestación de servicios de dirección administrativa y comercial del Córdoba Club de Fútbol, según consta en el fallo judicial al que ha tenido acceso este periódico y que ha adelantado Canal Sur Radio. Las dos empresas tienen como administrador único a Jesús León, que a su vez era el presidente del Consejo de Administración del Córdoba Club de Fútbol.

En una sentencia de 14 folios y con una amplia exposición de motivos y jurisprudencia, el juez entiende que los dos contratos son nulos de pleno derecho. De hecho, el magistrado le da la razón a los administradores al considerar que los dos contratos han supuesto un "perjuicio patrimonial" al Córdoba Club de Fútbol de 485.817 euros. Este es el dinero que según la sentencia salió de las arcas del club y llegó a estas dos empresas. Grucal estaba ya "en causa de disolución". Aglomerados Córdoba era la propietaria de la mayoría de las acciones del Córdoba Club de Fútbol.

Apenas dos semanas después de hacerse con el control del Córdoba Club de Fútbol, el 25 y el 26 de enero de 2018, Jesús León como presidente de la entidad blanquiverde firmó dos contratos consigo mismo: con Aglomerados Córdoba y con Grucal. Con Aglomerados, Jesús León se fijó una asignación anual de 400.000 euros para los servicios "asesoramiento a la dirección, del área comercial, financieros, de gestión institucional, de recursos humanos y de relaciones públicas". Con Grucal, cuyo objeto social era construcción y servicios inmobiliarios, según advierte el juez, el contrato era para lo mismo y la asignación anual alcanzaba el medio millón de euros.

Además, el juez advierte que el 1 de agosto de 2018 el Córdoba CF firmó otro acuerdo para llevar a cabo los mismos servicios pero con García Amado Consulting SL por importe de 198.000 euros al año, por lo que habría una "simultaneaidad" de los contratos. Aparte, señala que en el tiempo en el que León fue presidente ningún empleado ni de Aglomerados ni de Grucal, salvo él mismo, acudió al Arcángel a desarrollar las actividades señaladas.

Aunque en total el contrato firmado permitía a León cobrar, a través de sus empresas, un total de 900.000 euros al año, finalmente las cantidades que salieron de la tesorería blanquiverde fue de algo menos de medio millón de euros.

Durante el juicio, León aseguró que parte de lo que cobró Aglomerados fue para un aval de 150.000 euros que le requirió La Liga de Fútbol, cuando el Córdoba militaba en Segunda División. De hecho, el propio León dijo, según la sentencia, que estaba siguiendo las indicaciones que le dio La Liga. Todos los argumentos han sido rechazados por el juez.

Además, el magistrado asegura que en ningún momento Jesús León ha demostrado conocimientos de administración de una entidad deportiva, más allá de señalar que durante tres años estuvo en el consejo de administración de un club que no nombra el magistrado pero que se supone que es el Sevilla FC.

Por todo, el juez condena a las dos empresas de León a devolver casi medio millón de euros al Córdoba CF SAD, además de los intereses generados y al pago de las costas judiciales. La sentencia es firme y contra ella solo cabe recurso de apelación. Grucal está en disolución y carece de liquidez, tras entrar en concurso de acreedores.

Etiquetas
Publicado el
5 de julio de 2021 - 20:29 h
stats