Asunto zanjado: Garrido ya no es blanquiverde

Luis Garrido, en un entrenamiento del Córdoba | JUAN HUERTAS/CÓRNER CORDOBÉS

El primer culebrón del verano ha llegado a su fin. Luis Garrido no vestirá más la elástica blanquiverde después de rescindir su contrato con la entidad califa. El hondureño vino alabado por Alfonso Serrano, ex director deportivo del club, aunque no ha tenido mucho éxito en el césped. Después de su incorporación fuera del mercado veraniego al no haber fichas profesionales disponibles, el mediocentro estuvo entrenando sin poder llegar a debutar tanto con Enrique Martín como con Raúl Agné hasta enero. Ambos entrenadores se deshacían de elogios ante Garrido, pero, sin embargo, no ha tenido el rendimiento que se esperaba. El técnico aragonés le puso en el once inicial en Los Cármenes frente al Recreativo Granada, pero solo duró en el verde 45 minutos. A partir de ahí, el hondureño desapareció para Agné y, una vez hecha la planificación para la próxima campaña, Garrido no cuenta para Juan Sabas.

El Córdoba, a través de un comunicado en su página oficial, ha confirmado lo que ya era un secreto a voces y adelantado por el portal twittero @canblanquiverde. La entidad califa y el futbolista han alcanzado un acuerdo amistoso para su vinculación del club cordobés. "Desde el Córdoba CF le agradecemos al jugador hondureño su predisposición a alcanzar dicho acuerdo, así como su esfuerzo y trabajo en su etapa blanquiverde, y le deseamos el mayor de los éxitos en su futuro profesional y personal", reza el escrito.

Y es que el mediocentro venía como una de las grandes apuestas de Alfonso Serrano, el ya ex director deportivo del club cordobés, pero no ha tenido el rendimiento que se esperaba vistiendo la elástica blanquiverde. Luis Garrido ha estado cuatro meses entrenando sabiendo que hasta el mes de enero no podría debutar debido a la escasez de fichas deportivas que había en la plantilla, pero eso no supuso un problema para un hondureño que se ganó los elogios de los dos técnicos que pasaron por el Córdoba en ese tramo de temporada. Sin embargo, esto parece que no sirvió de mucho. Raúl Agné optó porque el mediocentro entrase de titular en su primera aparición como blanquiverde dado que jugaban contra un rival en horas bajas e inmerso en los puestos de descenso, aunque no rindió como se esperaba. Luis Garrido se sentó al banquillo después de jugar los primeros 45 minutos debido a que el juego cordobés brillaba por su ausencia. A partir de ahí, el hondureño no volvió a pisar un terreno de juego vestido con la camiseta califa.

Por otro lado, el contrato de Luis Garrido era demasiado alto para la incidencia directa que tenía en la plantilla. Por ello, Infinity, en su primera planificación deportiva como dueño del club, ha decidido que el hondureño no tiene sitio en el plantel dirigido por Juan Sabas. Asimismo, y con esta rescisión de mutuo acuerdo, el Córdoba se ahorra un contrato elevado más una ficha profesional de cara a una campaña que será más complicada que las anteriores para realizar un plantel competente debido a que aún no ha finalizado la actual temporada. El apartado deportivo sigue mirando de reojo al play off que se disputará a finales del mes de julio para intentar incorporar a futbolistas de primer nivel y así conseguir el ascenso al fútbol profesional lo más rápido posible. Aunque, antes de todo, deberá resolver su situación judicial para poder inscribirse en Segunda B.

Etiquetas
stats