'La Principita' o la muestra de que las niñas también son protagonistas de las historias

Alicia Moruno en el papel de 'La Principita'.

¿Qué pasaría si el papel masculino de la obra El Principito lo ocupara una niña? ¿La historia se vería gravemente alterada? Todo apunta a que sólo sucedería algo extraordinario: que la niña se convertiría en protagonista de una historia y encarnaría los valores de la igualdad, solidaridad y valentía que la industria de la cultura ha otorgado a los papeles masculinos, contribuyendo a la repetición y normalización de estos estereotipos.

A pesar de esta realidad, muchos son los dramaturgos que están rompiendo esta forma de entender los roles femeninos y masculinos para ofrecer otra perspectiva cultural a las obras de teatro. Es el caso de Alfonso Zurro, que el próximo 10 de marzo traerá a Córdoba su último trabajo, La Principita, una obra basada en el famoso libro El Principito de Antoine de Saint-Exupéry y concebida como una especie de "continuación" o "variación" que revisita el clásico.

En la pieza se viaja sobre la historia original para un reencuentro con el Principito y donde alguien ha ocupado su lugar en un viaje a través de una historia eterna para descubrirnos el mundo con otros ojos, con la palabra, la música, canciones, juegos, magia... es decir, teatro.

Así, el nuevo trabajo de Zurro parte de la base de que El Piloto (Manuel Rodríguez) vuelve al mismo lugar año tras año con la esperanza de que regrese otra vez el personaje. Un día, en lugar de éste, aparece una niña (Alicia Moruno), que también viene de otro lejano y pequeñísimo planeta y que ni conoce ni ha oído nunca hablar de ese tal Principito que tanto interesa y preocupa al hombre. Y El Piloto empieza a descubrir que las cosas son muy diferentes. Esa niña no es El Principito, el referente del piloto, que le explica lo maravilloso que era, sus ideas y palabras, aunque la niña lo ve de forma muy diferente.

A estos dos personajes principales se suma Javier Centeno, que dará vida a varios personajes -entre ellos, a Antoine-. Producida por Noelia Díez y Juan Motilla, la obra cuenta, además con la escenografía a cargo de Curt Allen Wilmer, la iluminación de Florencio Ortiz, la música de Jasio Velasco y el vestuario de Carmen de Giles.

La Principita es, al fin y al cabo, la aventura de una niña que llega de otro planeta y descubre las paradojas de éste en el que vivimos. La aventura de conocer el lugar que llamamos Tierra. La aventura de descubrir lo que significan grandes palabras como amistad o respeto.

Etiquetas
stats