FIP Guadalquivir

Tonalidades andalusíes y perfumes en la noche de la mano de Veterum Musicae y Catriem

Concierto del FIP Guadalquivir en la Sala Pepe Espaliú de Vimcorsa

Las tonalidades musicales andalusíes del grupo Veterum Musicae impregnaron la noche cordobesa del sábado desde la Sala Pepe Espaliú de Vimcorsa, en donde el público pudo disfrutar de un evento deliciosamente sensorial, el segundo concierto del Festival Internacional de Piano Guadalquivir, La novia del Mar Rojo. Arabia, origen del perfume, con el que se transportó a esos tiempos y a esos mundos de Arabia y Egipto.

La música se maridó con las esencias de la casa de perfumes Catriem, que por fin desveló el misterio de Olores de Oriente, la fragancia diseñada por la marca cordobesa para esta edición del FIP Guadalquivir e impregnada de sinestesia musical creada a partir de las tonalidades de cada pieza interpretada. Así, la sala se fue llenando de las esencias de la Flor del Árbol de Seda, anís verde, madera de sándalo, rosa de Bulgaria, clavo, jengibre, vainilla, canela, ámbar y cacao, olores que fueron introduciendo cada pieza musical y que fueron conduciendo al público al destino final: Chambre, el perfume del FIP Guadalquivir. 

Los componentes de Veterum Musicae hechizaron al público asistente con un peregrinaje que evocó los recuerdos sonoros de las composiciones de los trovadores occitanos y las nubas de los anónimos poetas andalusíes, atravesando enrevesadas piezas instrumentales del medievo más lúcido, melodías del Asia Central y los vigorosos y atávicos ritmos de la vieja Europa. El exquisito programa Fragantes Ayres se compuso de piezas anónimas del siglo XIV –Istampitta In Pro, Istampitta Isabella e Istampitta Belicha & canción Andalusí- , composiciones tradicionales sefardíes (Ay mansevo) y hebreas (Ki esmerà Sabat) y de música andalusí –Nuba raml Al maya (Ya achequin), La Bassa Castiglia, Yemenite folk song, Samaí Higaz, Españoletas, Gavotte y Recercada Segunda sobre la Spagna-.

A petición del público, los músicos describieron los distintos instrumentos que utilizaron en un concierto perfumado en el que los asistentes se sintieron como aquellos peregrinos que tras las arduas jornadas se sentaban alrededor del fuego confundiendo las notas del laúd, el kanún, el pandero o la viola con los pasos en la tierra.

Veterum Musicae lo componen el kanún Aziz Samsaoui, la viola de gamba Julia Chiner y el clavicémbalo Cristina Alis. Samsaoui, que también ofrecerá una clase magistral mañana lunes día 3, es un multiinstrumentista de orientación esencialmente autodidacta formado en el Conservatorio Superior de Música Andalusí de Tetetuán, su ciudad natal, de cuya Orquesta Joven también formó parte. Su interés por la música antigua, étnica y de corte tradicional le ha llevado a progresar en un inagotable itinerario musical a través de distintos instrumentos de cuerda (laúd, ud, rebaba, viola, salterio y kanún). Paralelamente, desarrolla una labor como agente cultural, ámbito en el que ha dirigido y colaborado con festivales y ciclos de gran prestigio como Etnosur, Ciclo de música en Castillo de Santa Catalina de Cádiz, Festizaje (Jaén), los festivales de música clásica de Santander, Canarias y Granada, el Festival islámico de Mértola (Portugal) y el proyecto Oralidades (Bulgaria, Malta, Portugal y España). Su trayectoria artística se ha enriquecido con colaboraciones con grupos de diversos estilos musicales entre los que destacan Cinco Siglos, Alía Música, Capella de Ministrers, Estampie, Dufay collective, Michel Nyman & Orquesta Che, Orquesta Filarmónica de Málaga, Enrique Morente, Arcángel, Segundo Falcón, Ana Reverte, Tejemaneje, Wafir y Basido, Nassim, Al-Maqam o la Ensemble Andalusí de Tetuán.

Julia Chiner es doctora en Música por la Universidad Politécnica de Valencia y profesora titular de Conservatorio por la especialidad de violoncello y música de cámara. En su carrera concertística ha formado parte de la Orquesta Sinfónica de Valencia y la Orquesta Nacional de España mientras que en calidad de solista ha actuado con la Orquesta Filarmónica de Universidad de Valencia y de la Joven Orquesta de Valencia, entre otras, bajo la batuta de Sergiu Comissiona, Ros-Marbá o López Cobos, entre otros. Cabe destacar su compromiso con la música antigua como solista de repertorio barroco para cello solo y como fundadora del grupo Al cor gentil, especializado en música medieval. Así mismo, participa en distintos proyectos de difusión de la música actual como intérprete de violoncello de música contemporánea y electroacústica con diferentes agrupaciones y ensembles en festivales internacionales como European Meeting of Contemporary Percussion o el Festival Agora Actual Percussió. Además de interpretar y grabar música para producciones teatrales y multimedia, ha colaborado en varias bandas sonoras y desde 2002 es autora de obras de videomúsica representadas en numerosos festivales y eventos internacionales siendo desde 2011 comisaria de Synchresis, proyecto de selección y difusión internacional de obras de videomúsica en colaboración con la Asociación de Arte Sonoro y Música Electroacústica de España (AMEE).

Cristina Alis estudió piano en Barcelona y La Haya (Holanda) llegando a obtener el máster en piano y en teclados medievales en la Schola Cantorum de Basilea (Suiza). Coorganetista y organista medieval forma parte de diferentes grupos como Vetera, Emrys o Donnafugata. Apasionada de la pedagogía en los campos de la música medieval, teclados medievales y musicología, siendo profesora y asistente de dirección del curso Medieval Music Besalú, del curso de verano Dan Marino de Música Medieval (Italia), en el Centro Internacional de Música Medieval de Montpellier (Francia) y en el Centro Internacional de Música Medieval de La Valldigna (España). Su intensa actividad docente la llevan a dar talleres, charlas y masterclass en conservatorios y universidades de Europa. Junto a todo lo anterior, ha colaborado con el constructor de órganos históricos Walter Chinaglia para reconstruir el único modelo que existe en el mundo de órgano portativo del siglo XIII. De hecho, el estudio de la reconstrucción de órganos medievales, intabulaturas para teclado y la música litúrgica aquitana es otra de sus pasiones.

CatrieM es una firma cordobesa de perfumes de autor, que nace de la tradición andalusí, que trae al presente con la mirada puesta en el futuro. Sus perfumes son seña de identidad, personalidad, arte, música y belleza y así han ideado Charme, un perfume de lujo elaborado de forma artesanal con las mejores materias primas, ingredientes naturales, de primera extracción y recolectados a baja escala.

El Festival Internacional de Piano Guadalquivir está organizado por la Asociación Cultural Guadalquivir Pianístico y tiene como patrocinadores principales al Ayuntamiento de Córdoba, Córdoba Patrimonio, Emacsa, Vimcorsa, Sadeco, Fundación Cajasur, Cabildo Catedral-Foro Osio y Universidad de Córdoba. 

Etiquetas
stats