El director de Medina Azahara valora “el desbloqueo” de la obra del Salón Rico

Medina Azahara | MADERO CUBERO

El director del Conjunto Arqueológico de Madinat al-Zahra, Alberto Montejo, ha valorado este jueves “el desbloqueo de la paralización” de las obras del Salón Rico de dicho espacio, que lleva cerrado unos ocho años, después de que el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) ha publicado la “revisión de oficio” del contrato de obra.

En declaraciones a Europa Press, Alberto Montejo ha detallado que la dirección de obra se asignó, pero la persona “enfermó y lo dejó”, si bien “no se hizo un nuevo nombramiento efectivo”, a lo que se añade que “la empresa adjudicataria abandonó la obra, tras lo cual se paró y se ha tramitado un modificado”, de manera que la publicación del BOJA “desbloquea la situación de parálisis”.

Al respecto, el director del Conjunto Arqueológico de Madinat al-Zahra ha aseverado que “a la obra le queda muy poco”, pero “hasta que la situación no se resuelva, no puede seguir”, de forma que “éste es el paso necesario para terminar”. Además, ha remarcado que el cierre del salón “no perjudica” a la candidatura a Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco, que prevé su resolución en el verano de 2018.

En concreto, según ha adelantado este periódico, el BOJA ha publicado este miércoles el anuncio de una notificación dictada por la Secretaría General de Cultura de la Junta sobre la “revisión de oficio” del contrato, tanto de la dirección de la obra, como de la obra, de modo que se da audiencia al contratista y al director de la obra, un arquitecto, para alegar lo que estimen oportuno antes de proseguir con los trámites, de cara a la rescisión del contrato.

En este sentido, la segunda fase de las obras de Medina Azahara se adjudicó en el año 2014 y se paralizó en el verano del año pasado por falta de presupuesto, según alegaba la empresa. El Salón Rico fue construido en el siglo X y reconstruido en los años 40 del siglo XX por Félix Hernández. Entre 1975 y 1982 Rafael Manzano completó la obra, que pudo ser entonces contemplada por los turistas, hasta 2009 que el salón cerró sus puertas para las obras de restauración.

Las fases

La primera fase preveía la demolición del pavimento, el oicado de revestimiento de mortero de cemento en muros, una excavación con seguimiento arqueológico para la nivelación de la terraza superior, el recrecido de muros de contención de mampostería, la realización de atarjea de ventilación de los muros del salón, la revisión y puesta en funcionamiento de la instalación de electrofóresis, la creación de barrera química mediante la inyección de siliconatos en los muros de la cabecera del salón y en los contrafuertes de la cámara bufa, la limpieza, el enrejado y la restauración de pavimento agrietado. Pero la obra está pendiente de concluir, hasta que no se vuelva a adjudicar la dirección técnica.

Además, en 2014 se volvió a adjudicar la segunda fase de la obra, que era la reposición de los autariques del Salón Rico. Estos trabajos se iban a financiar con un convenio firmado por el Instituto Andaluz de Patrimonio con la World Monuments Fund (WMF) en octubre de 2011. En total, estaba prevista una inversión de 500.000 euros y un plazo de obra de 15 meses, en los que recolocar más de 5.000 autariques. La obra fue suspendida por falta de presupuesto y su reinicio estaría pendiente de una addenda al convenio que se negociaría con la WMF.

Cabe señalar que el Salón Rico fue construido entre el 952 y 957, siguiendo el esquema basilical del Salón Superior, aunque con tres naves en lugar de cinco. El salón tripartito se divide mediante dos hileras de columnas con basas y capiteles de avispero, fustes de mármol rosa y negro y cimacios sobre los que descansan arcos de herradura. Los paramentos tienen un zócalo de mármol blanco del que emana una decoración de aplacados de piedra.

Etiquetas
stats