Suspendida cautelarmente la licencia para construir un tanatorio en San Rafael

Protesta de trabajadores de Tanatorios de Córdoba en un Pleno | ÁLEX GALLEGOS

El titular del Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 4 de Córdoba ha ordenado la suspensión cautelar de la licencia municipal concedida por la Gerencia de Urbanismo a Cecosam para la construcción de un tanatorio público en el cementerio de San Rafael. El juez ordena la suspensión cautelar tras la demanda presentada por Tanatorios Córdoba. La suspensión es cautelar y el juez no entra aún al fondo del asunto, sino que exige al Ayuntamiento que paralice todos los trámites mientras resuelve.

Así, el juez solicita a Tanatorios Córdoba que ingrese una fianza de 12.000 euros para seguir adelante con la demanda. Ahora la resolverá. Antes ha decidido la suspensión al admitirla a trámite y al considerar que en caso de que sea perjudicial para el Ayuntamiento no será lo mismo indemnizar a la demandante que derribar lo que haya construido del futuro tanatorio, según consta en el auto judicial. El juez ha comunicado su decisión al Ayuntamiento a media mañana. Los servicios jurídicos municipales ya están estudiando un fallo sobre el que cabe recurso al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía.

Urbanismo concedió la licencia de construcción a Cecosam, empresa pública dependiente del Ayuntamiento, durante el mes de agosto pasado. Poco después, Tanatorios de Córdoba decidió recurrir esta decisión.

Los argumentos de Tanatorios de Córdoba son que “la licencia se ha concedido por la Gerencia de Urbanismo mediante el procedimiento de resolución directa, una resolución que se utiliza solo y exclusivamente en casos de urgencia”, de modo que cree que “infringe así la Ley 39/2015 de 1 de octubre del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas”.

Desde Tanatorios de Córdoba se ha insistido en que el día 27 de abril, en las alegaciones presentadas por esta parte, se reiteraba el cumplimiento del artículo 14.1 del Reglamento de Calificación Ambiental, a fin de que “una vez emitidos todos los informes legalmente exigibles, se nos pusiera de manifiesto el expediente en calidad de interesado”, pero “esto último tampoco se ha llevado a cabo, lo que aumenta la indefensión y vicia aún más la tramitación del expediente de referencia”, según la empresa.

Del mismo modo, desde Tanatorios de Córdoba se ha manifestado que “al ser parte interesada” se les debían haber remitido los informes realizados por los distintos organismos, como son la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, el informe municipal solicitado por el técnico José Andrés Torres Martín, etc.

En definitiva, cree que “la indefensión de las partes interesadas es total y absoluta”, a lo que ha añadido que “no existen precedentes de actuaciones de este tipo por parte de la Gerencia de Urbanismo, que ha otorgado una licencia por vía directa a finales de agosto sin esperar siquiera a la reunión del 12 de septiembre de 2018 en la comisión de licencias, un órgano formado por representantes de las fuerzas políticas”.

El proyecto

El tanatorio se localizará en una parcela rectangular que hace esquina entre las avenidas de Libia y de la Fuensanta. El edificio, con un patio central con cipreses, se localizará dentro del cementerio. El proyecto ha sido diseñado por el equipo de arquitectos de Rafael Castellón. Téllez detalló la orientación Oeste del futuro tanatorio, que se construirá en parcela de 1.579 metros cuadrados gracias a una inversión de 1,7 millones de euros.

Cecosam trasladará a este edificio todas sus oficinas que actualmente mantiene en el cementerio de la Fuensanta, junto a Alcolea. También ha descartado que en este tanatorio vaya a haber hornos crematorios. Primero, porque lo prohibe la ley. En cuanto a los usos, ha destacado que el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) permite las salas de velatorios en el interior de un cementerio, aunque el mismo se localice dentro del casco urbano.

El futuro edificio se construirá en torno a un patio con grandes cipreses. En la planta baja se localizarán seis salas de velatorio. La séptima, más grande, estará en la segunda planta, junto a las oficinas de Cecosam. Además, destacará la funcionalidad del edificio, con varias puertas de entrada y una cafetería, donde será posible dividir espacios para garantizar por un lado la intimidad de las familias y por otro que los féretros no se crucen en ningún momento con los visitantes.

Etiquetas
stats