Los 'riders' de Glovo se plantan en Córdoba ante el empeoramiento de sus condiciones laborales

'Riders' de Glovo durante el paro hecho en la noche del domingo pasado.

El pasado domingo a las 22:00, la aplicación de pedidos a domicilio de Glovo en Córdoba se bloqueó y los pedidos hechos justo antes empezaron a amontonarse en algunos locales de comida para llevar. A esa hora, unos 40 riders de Glovo que trabajan en la capital cordobesa se concentraban y paraban de trabajar para protestar por el empeoramiento de las condiciones impuestas por la empresa que han hecho bajar considerablemente lo que cobran por llevar sus pedidos.

Desde que entrara en vigor la llamada Ley Rider en agosto, la empresa ha introducido novedades en las tarifas que cobran los trabajadores por llevar los pedidos y estos han notado un descenso en lo que ganan. De un lado, "la base que cobramos por pedido ha bajado notablemente", explica a Cordópolis uno de los riders de la ciudad. De otro lado, Glovo ha introducido un "bono dinámico" por el que cambia lo que el trabajador cobra cada hora en función de la demanda de pedidos: a más demanda, más valor tiene su trabajo y más cobran en las horas punta, pero el resto del día, si la demanda no es alta, el valor de su trabajo se rebaja.

Junto a ello, las consecuencias que pueden tener "opiniones negativas" que pueden verter algunos clientes sobre el trabajo de los riders, influye también negativamente a la hora de lo que pueden cobrar. "La valoración de los clientes te afecta y baja tu puntuación, con lo que no te asignan pedidos". Y si no hay pedidos, no se cobra.

Además, los riders pueden "poner precio" a su trabajo, pero "si eres más caro, no te dan pedidos". Si el trabajador quiere revalorizar su trabajo y poner un precio digno por él, mientras haya otros más baratos, Glovo no le asignará pedidos. "Siempre se le asigna al más barato", cuentan sobre una práctica que, lo que provoca es competencia entre quienes ya ganan poco por su trabajo, para ganar menos.

Por todo ello, alrededor de la mitad de los riders de Glovo que están trabajando actualmente en Córdoba, se concentraron como modo de protesta este domingo junto al Open Arena, parando su tarea y replicando huelgas que se han hecho en otras ciudades del país por los mismos motivos. "Paramos y nos desconectamos de la aplicación", lo que provocó el colapso de esta, que no se pudieran realizar pedidos en esos momentos y el bloqueo de los pedidos en curso, que se quedaron llenando mostradores de algunos locales.

Etiquetas
Publicado el
7 de septiembre de 2021 - 05:45 h