El PSOE presenta enmiendas a la LISTA que faciliten la urbanización en las parcelaciones irregulares

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Córdoba, Isabel Ambrosio

El Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Córdoba ha colocado tres enmiendas entre las 54 que llevan el PSOE Andaluz para cambiar la  Ley de Impulso para la Sostenibilidad del Territorio (LISTA), que está en pleno trámite en el Parlamento Andaluz. En el caso de las enmiendas presentadas desde Córdoba, el PSOE busca facilitar los procesos de urbanización para un problema histórico de la ciudad, como son las parcelaciones irregulares.

La portavoz del grupo socialista, Isabel Ambrosio, ha señalado en conferencia de prensa que el trabajo de los concejales se ha enfocado en dar una respuesta a los cerca de 50.000 cordobeses que residen en este tipo de viviendas de Córdoba y a los que la redacción de la nueva ley no podía dar pasos atrás en lo conseguido en la modificación de la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA) que se llevó a cabo en 2018.

En este ámbito, Ambrosio, que fue alcaldesa de Córdoba entre 2015 y 2019, ha recordado que este tipo de edificación supone "una realidad muy compleja, que no admite soluciones únicas", y ha criticado que hayan pasado ya dos años desde que el Equipo de Gobierno de PP y Cs anunciara que "se iba a dotar de servicios a más de 8.000 viviendas", sin que haya habido todavía "ningún avance para dotar de luz y agua".

Por todo ello, el PSOE de Córdoba presenta tres enmiendas a la LISTA. La primera compete al tiempo máximo que pueden estar vigentes las entidades de conservación, que son organizaciones de derecho público, integradas por particulares (propietarios de la urbanización) con unos fines particulares como puede ser la urbanización de una zona. El PSOE pide en su enmienda que, allí donde no haya acuerdo entre propietarios y ayuntamiento, el límite máximo de vida de esta figura sea de cinco años.

Así, espera Ambrosio, se impedirá que haya "entidades de conservación como las de Santo Domingo y Arenal que llevan 20 y 25 años, y donde son los vecinos los que están conservando las infraestructuras".

La segunda enmienda, solicita que los planes de urbanización de estos núcleos se puedan hacer de manera progresiva, no obligatoriamente todo a la vez. Es decir, que se pueda urbanizar por fases y con calma.

La tercera es que, allí donde la urbanización la sostengan únicamente los fondos vecinales, el proyecto contemple la llamada "urbanización blanda", que Ambrosio ha definido exponiendo dos ejemplos: "En las parcelaciones no es necesario un acerado como en el entorno urbano, o una distancia entre puntos de luz similar a la del entorno urbano".

Etiquetas
Publicado el
5 de octubre de 2021 - 10:23 h
stats