¿Quieres adoptar un caballo de Sadeco?

Imagen de archivo de dos de caballos en las instalaciones de Sadeco.

¿Quieres adoptar un caballo? Pues en Sadeco tienen una quincena de estos animales esperándote. Se trata de los equinos que se encuentran en el Centro de Control Animal (CECA) después de que hayan sido encontrados perdidos en la vía pública. La pasada semana, el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) publicaba el anuncio de requerimiento a los propietarios para que recogieran a sus animales de las instalaciones municipales pero, si estos no aparecen, los caballos quedan en propiedad de Sadeco y esta los ofrecerá en adopción.

La empresa municipal ya ha puesto en marcha este particular programa de adopción en años anteriores y, ahora de nuevo, anuncia en sus redes sociales que, a partir del 6 de marzo, los équidos podrán ser adoptados. Se trata de un total de dieciséis caballos perdidos en el término municipal de Córdoba, que se encuentran bajo custodia de Sadeco en las instalaciones del CECA, transcurridos ya varios meses desde que fueran hallados.

Son dieciséis equinos, entre los que hay caballos y yeguas, dos mulas y un burro. Caprichosa, Golosina, Romera, Duende, Pinocho o Mari Loli, son algunos de sus nombres. Algunos de ellos -nueve- tienen el chip identificativo que ofrece tanto los datos del animal como los datos de su propietario. Pero, ni en esos casos ni en los que no tienen microchip ha sido posible, sin embargo, localizar de momento y notificar al dueño la localización de su animal en las instalaciones municipales. En un caso, no obstante, el propietario ha sido localizado y se ha negado a pagar la tasa correspondiente por la retirada del equino.

En julio de 2016 ya se puso en marcha de manera pionera la adopción de caballos del Centro de Control Animal y ocho animales fueron adoptados entonces. La experiencia en este programa del CECA señala que el perfil de los adoptantes suele ser el de particulares, aunque también pueden serlo asociaciones recreativas o picaderos. Se trata, en todo caso, de garantizar el bienestar del animal con la firma de un documento con el adoptante que lo salvaguarde, comprometiéndose a su cuidado, asistencia veterinaria y su no comercialización.

Los équidos llegan a las instalaciones de Sadeco cuando se reciben avisos de particulares o Policía Local al encontrar a estos animales abandonados en la vía pública. Se trata de caballos que, por diferentes motivos, se encuentran sueltos, con el consiguiente riesgo de accidentes. Ante ello, los efectivos del Centro de Control Animal proceden a retirar los animales de la vía pública, animales que suelen encontrarse en estado de desnutrición y abandono.

Etiquetas
stats