Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

La prevención de los incendios de verano comienza ahora

Imagen de archivo de los trabajos preventivos contra incendios. | MADERO CUBERO

Redacción Cordópolis

0

La Junta realiza trabajos de prevención de incendios forestales en los meses de peligro medio y bajo

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio realiza trabajos de prevención de los incendios forestales en los meses de menor peligro de fuegos, con el fin de reducir la posibilidad de incendios en los meses de verano, según ha indicado el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, Francisco Zurera.

Zurera, que ha visitado hoy el centro de Los Villares, donde se desarrollan también estas actividades, ha señalado que empieza la tercera anualidad del Plan 2013-2017 de tratamientos preventivos, en virtud del cual se actuará en 2.249 hectáreas de la provincia de Córdoba.

El delegado ha insistido en que la acción más eficaz en la lucha contra los incendios forestales es evitar que se produzcan, por lo que la Junta de Andalucía promueve la prevención en dos ámbitos, la prevención social, y la prevención selvícola. La primera fomenta actitudes activas de los ciudadanos, entidades públicas, asociaciones profesionales, y empresas, con incidencia en el medio forestal, tendentes a que no se produzcan o inicien los incendios. La prevención selvícola consiste en usar técnicas de manejo de la vegetación forestal que ofrezcan resistencia a la propagación dinámica del fuego. Es decir, una vez que éste se produce, contar con un entorno de mayor seguridad para los medios operativos en el control y extinción de los incendios.

La Ley de Prevención y Lucha contra los incendios forestales obliga a todos los propietarios y titulares de derechos reales o personales de uso y disfrute de terrenos forestales, públicos y privados, a disponer de un documento planificador denominado Plan de Prevención de Incendios Forestales en los que se estudia el riesgo de incendios forestal y planifican las medidas para minimizar sus efectos.

La Junta de Andalucía, a través de la Delegación Territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente de Córdoba, gestiona directamente una superficie de terrenos forestales o montes públicos de alrededor de 80.000 hectáreas y para la prevención de incendios se dispone del mencionado Plan Quinquenal de Prevención de Incendios Forestales que se ejecuta anualmente en los períodos de menor peligro de fuego con los trabajadores especialistas que durante el verano integran el dispositivo del Plan Infoca.

Identificación de puntos críticos

En concreto, los trabajos consisten en la identificación de puntos críticos donde la propagación de incendios va a presentar cambios de intensidad y aprovecharlos para que, modificando la estructura de la vegetación o combustibles vegetales, disminuya la energía calorífica radiante para favorecer el control en entornos que, además, presenten mejores condiciones de seguridad para los medios de extinción.

Desde 2013, se ha tratado una superficie de 9.051,15 hectáreas, 1.810 kilómetros de tratamientos integrales, lo que supone que de cada 100 hectáreas gestionadas, 12 tienen un tratamiento preventivo específico, “consiguiendo un territorio forestal fragmentado que pretende aislar los incendios forestales que se puedan producir, disminuyendo la superficie afectada”.

Para este año está proyectada una superficie a tratar por el personal adscrito al Plan Infoca de la provincia de 2.249 hectáreas, con un presupuesto de 6.154.283 euros. A esto hay que sumar los proyectos y obras de selvicultura general, ordenación de montes públicos, aprovechamientos forestales, cortafuegos mecanizados y mantenimiento y mejora de red viaria programados para este año, que suponen también elementos de prevención y que en su conjunto suman una inversión en prevención de más de 10.500.000 euros, lo que supone un 57% del total de la inversión anual del Plan Infoca en la provincia de Córdoba.

En cuanto a la propiedad particular, está aprobada la ejecución de tratamientos preventivos en una superficie forestal de 356.288 hectáreas, lo que supone que un 60% aproximadamente de toda la superficie forestal de la provincia se encuentra sometida a la gestión preventiva contra incendios forestales.

Etiquetas
stats