Dos meses después del fuego en Cañito Bazán sigue el desalojo

Imagen del incendio que afectó a siete bloques en Cañito Bazán | MADERO CUBERO
105 familias siguen fuera de sus casas tras el fuego del pasado 20 de enero | Las obras en los bloques más afectados durarán al menos dos meses más

El pasado 20 de enero, 105 familias salieron de su casa con lo puesto. Muchas, en pijama, con los niños a medio acostar, la cena puesta sobre la mesa. En algunas casas, la cena sigue sobre la mesa del comedor, como congelada en el tiempo. Dos meses después, estas 105 familias siguen fuera de sus casas. Vivían y acabarán volviendo a una promoción de pisos en Los Jardines de la Sierra, en la zona conocida como Cañito Bazán. El 20 de enero de 2015 tuvieron que salir de su casa de forma apresurada por el incendio de un bazar chino instalado en los bajos del edificio que amenazaba con pegar fuego a toda la promoción. Los bomberos tardaron casi un día entero en apagar un fuego que provocó daños importantes en siete bloques de pisos (de 15 viviendas cada uno) que ha obligado a los propietarios a seguir fuera de sus casas desde entonces.

No obstante, a día de hoy la situación empieza a mejorar para estas personas que llevan ya dos meses fuera de su hogar. De los siete bloques, ya hay al menos cinco cuyo regreso a la normalidad puede ser inminente, según los informes arquitectónicos que ya conocen los vecinos y a los que ha tenido acceso este periódico.

El desalojo de viviendas se centra entre los bloques 10 y 16 de la promoción de Cañito Bazán. Son los que están justo encima del local de casi 2.000 metros cuadrados que fue pasto de las llamas el pasado 20 de noviembre. De éstos, dos bloques son los más afectados: la estructura del 13 y el 14 sufrió graves daños por la virulencia de un fuego que llegó a alcanzar los 500 grados centígrados, según confirmaron en su día los bomberos a este periódico.

Los vecinos de estos dos bloques tardarán como poco dos meses más en poder volver a sus casas. Según un informe del arquitecto contratado por los vecinos, al que ha tenido acceso este periódico, se contrató a la empresa Cemosa para que analizase muestras de la estructura en los laboratorios, para determinar cómo de dañada estaba. Así, la empresa estima que hasta dentro de unos 15 días no tendrá los resultados definitivos.

Una vez que el arquitecto tenga este análisis en su poder iniciará la redacción de un proyecto para reforzar la estructura dañada. Después, pedirá presupuesto a empresas especializadas en este tipo de trabajos y en un plazo máximo de cinco días se compromete a contratar a una. Posteriormente, estima que las obras durarán entre 30 y 45 días. “Una vez ejecutadas las obras de consolidación de la estructura, se procederá al restablecimiento de los servicios básicos (electricidad, saneamiento y gas), y se podrán comenzar las obras de las viviendas de estos bloques”, concluye el informe.

Mientras, ya han concluido las obras de reparación en el resto de bloques, aunque aún se está a la espera de que los vecinos puedan volver a sus casas para iniciar su reparación. Antes, no obstante, se tiene que actuar en las zonas comunes (aún se tienen que limpiar muchos desperfectos) y se está a la espera “de realizar un análisis toxicológico, para asegurar que no existen restos tóxicos en cualquiera de las zonas afectadas por el siniestro”. Hasta que esto no esté listo, los vecinos no podrán volver a habitar sus casas.

UNA GALA BENÉFICA PARA LOS AFECTADOS

Mientras, el próximo 11 de abril se celebrará en el salón de actos de la Diputación una gala benéfica en solidaridad con los afectados por el incendio. Así, en esta gala benéfica actuarán M. Carmen Abad (copla y flamenco), Paco Mira (versiones de varias canciones), Juan Calero (copla), Agrupación musical Los Jardines de la Sierra, Jesusito Gómez (guitarra flamenca), Javier Ribelles (pianista), la violinista Klara Comboc, el maestro de piano Marcos Monje, la bailarina Vanessa Navarro y la orquesta de músicos de Córdoba.

Etiquetas
stats