La memoria histórica se lleva a las aulas

Exposición Víctimas del Franquismo en la Facultad de Filosofía y Letras | MADERO CUBERO
La exposición Víctimas del franquismo, que hace un recorrido por la represión en Andalucía entre 1931 y 1979, llegará al alumnado de los centros de Secundaria

Víctimas del franquismo

“Hace tiempo que queríamos hacer una exposición con una panorámica sobre la represión que se vivió en Andalucía. Y llevar la memoria a las aulas, a los centros educativos”. Son palabras del director general de Memoria Democrática de la Junta de Andalucía, Luis Naranjo, que este miércoles ha inaugurado la muestra Víctimas del franquismo que se llevará a los institutos de Secundaria que lo soliciten.

Dos copias de esta exposición se moverán en los centros de enseñanza de Andalucía oriental, una, y otra en Andalucía occidental para llevar a las aulas una visión panorámica de la represión franquista con “hechos históricos y datos contrastados en la historiagrafía más reciente” que -explica Naranjo- han dado lugar a una muestra “muy científica” sobre lo ocurrido en la comunidad autónoma andaluza entre 1931 y 1979.

Un mapa con los datos de los fusilamientos que hubo en Andalucía entre 1936 y 1945 dibuja los crímenes cometidos en una y otra parte: 57.390 en la represión franquista y 8.720 en la represión republicana. En la provincia de Córdoba, 11.275 de los primeros y 2.060 de los segundos.

Y junto a ese mapa, otros 18 paneles con fotografías, documentos y textos explicativos, a través de los cuales la muestra relata cronológicamente distintas etapas desde la II República, la Guerra Civil, la organización de la resistencia en la dictadura franquista, el movimiento obrero, la participación de los movimientos de mujeres o la vanguardia cultural, hasta concluir con la conquista de las libertades democráticas y la movilización por la autonomía de Andalucía.

El último panel de la exposición se dedica a tomar como último ejemplo de la represión el asesinato del sindicalista Manuel José García Caparrós en la manifestación del 4 de diciembre de 1977 por la autonomía andaluza. Y, asimismo, se recuerda que aún hoy existen incontables cadáveres “sepultados de forma anónima en las cunetas o fosas comunes donde fueron masacrados”.

La exposición, que se puede visitar en uno de los patios de la Facultad de Filosofía y Letras de Córdoba, recupera documentos y fotografías cedidas por los archivos de CCOO, PCE, el Centro de Estudios Andaluces, la Fundación Federico García Lorca, la Fundación Largo Caballero y la Hemeroteca Municipal de Sevilla.

Etiquetas
stats