Krasfarma asegura que seguirá litigando por Pérez Giménez

Los rusos de Krasfarma, en una imagen de archivo | MADERO CUBERO

La empresa Krasfarma, que se postuló como compradora de los laboratorios Pérez Giménez tras su concurso de acreedores, ha hecho público en su web un comunicado en el que "insiste y recuerda" que Pharmex "ha procedido a la firma de las escrituras de adjudicación de Laboratorios Perez Giménez sin cumplir la Ley de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo". Krasfarma anuncia que continuara ejercitando todas aquellas acciones legales que correspondan para proteger y salvaguardar sus legítimos intereses en el concurso de Laboratorio Perez Giménez.

Asimismo, la empresa rusa afirma que "Pharmex se ha llevado a cabo sin que se haya producido, por parte del juzgado, resolución del recurso interpuesto por Krasfarma a la citada adjudicación, así como recurso de los sindicatos interpuesto en el mismo sentido".

Antes de producirse la firma de escritura de adjudicación, la firma de Europa del Este denuncia que "Pharmex no ha acreditado haber dado cumplimiento a la normativa relativa a la prevención del blanqueo de capitales y financiación del terrorismo en España, a pesar de que tal circunstancia fue puesta en conocimiento del juzgado por parte de Krasfarma".

Para la farmacéutica, "es importante destacar que los 600.000 euros correspondientes a la fianza exigida para participar en la subastilla, han sido ingresados, en el caso de Pharmex, en la cuenta de depósitos y consignaciones del juzgado, por una entidad mercantil ubicada en un paraíso fiscal y desde un banco off shore, todo ello sin ningún tipo de control con respecto a el origen de dicho importe". Por lo tanto, prosigue, "no hay identidad entre la sociedad de la que proceden los fondos ingresados como fianza y la sociedad que finalmente resultó adjudicataria, a pesar de la pretendida confusión que se realiza por la similitud entre los nombres de estas dos sociedades".

Además, insiste Krasfarma, "según declaraciones de propia Administración Concursal a la prensa, el resto del precio al que ascendía la adjudicación, es decir 8,9 millones de euros, han sido directamente abonados por Pharmex en la cuenta de depósitos y consignaciones del juzgado, al igual que ocurriera en su día con el importe de fianza y por lo tanto contraviniendo las indicaciones recogidas en el Auto de adjudicación a Pharmex, según el cual dicha cantidad debía ser presentada inicialmente mediante aval bancario de entidad supervisada por el Banco de España, lo que implicaría tener que pasar forzosamente por todos los tramites previsto en prevención del blanqueo de capitales y financiación de terrorismo, cosa que no ocurre cuando el dinero viaja directamente a la cuenta del juzgado sin control ni supervisión alguna".

Krasfarma explica que, "recibir el ingreso de una empresa extranjera procedente de una entidad bancaria off-shore directamente a la cuenta de depósitos y consignaciones del juzgado, y a su vez permitir la adjudicación al nombre de otra empresa española, supone dejar abierta la puerta a la entrada de capital procedente de cualquier destino y actividad sin el debido control al no someterse este a la normativa española de prevención de blanqueo de capitales y financiación del terrorismo". Según la referida legislación, interpreta, "no corresponde al jugado controlar el origen del dinero ingresado en su cuenta de depósitos y consignaciones, y por parte de Administración Concursal tampoco se ha efectuado control alguno".

Ahora la escritura pública de adjudicación de Laboratorios Perez Giménez ha sido firmadas a nombre de otra empresa, esta sí, de nacionalidad española, "por lo que no que no tiene que declarar nada respecto del citado capital ingresado desde el extranjero, de forma que dicha sociedad finalmente ha adquirido la titularidad de las instalaciones que valen varios millones de euros sin necesidad de confirmar o acreditar el origen y procedencia del cápita empleado para ello", indica Krasfarma.

Etiquetas
stats