El joven violinista que recoge fondos para poder estudiar: “No me ha quedado otra opción”

El violinista Carlos Rafael Martínez.

A Carlos Rafael Martínez le falta muy poco para viajar hasta Nueva York y formar parte de la Manhattan School of Music. El joven egabrense ha dedicado sus 19 años a sus estudios musicales, que compaginó hasta el pasado año con los de bachillerato. Durante 2017, Martínez ha realizado una carrera de fondo para entrar en esta prestigiosa escuela musical. Lo ha logrado, pero ahora queda el último escollo. Conseguir los cerca de 32.000 euros que necesita para completar la matrícula, que asciende a un total de 70.000 dólares.

Hasta llegar a esa cantidad, hay que señalar que el violinista ha sido becado con una ayuda de 30.000 dólares. Sin embargo, al no ser aún residente de Estados Unidos, no puede acceder a las ayudas o a los préstamos que conceden en el estado americano. Por ello, ha iniciado una campaña de recogida de fondos a través de Paypal y de GoFundme.

https://youtu.be/3ieNd8jMycs

Martínez se muestra muy sorprendido por la repercusión que está teniendo su campaña en redes sociales. "Soy una persona muy tímida y me da vergüenza hacer estas cosas, pero no me ha quedado otra opción", reconoce el joven. Recuerda su trayectoria hasta llegar al momento actual y agradece la oportunidad que le han dado tanto sus padres como las orquestas profesionales de las que ha formado parte. E insiste en uno de los consejos que siempre le ha dado su profesor: "Apunta a lo más alto".

Así, tras acabar el bachillerato el pasado año, Martínez se preparó durante 2017 y en diciembre envió un vídeo para la preselección a la Manhattan School of Music. De esa primera fase salieron 3.000 seleccionados de todo el mundo que pasaron por un examen de idiomas y otro de nivel. Finalmente, el violinista cordobés pasó con éxito todas las pruebas y, el pasado 1 de abril, la escuela le comunicó que estaba admitido.

El joven ya ha aceptado la plaza y ahora le queda su especial lucha para conseguir la cantidad económica que necesita. Si la consigue, viajará hasta Nueva York, donde estudiará durante los próximos cuatro años. Aunque los otros tres cursos también requieren 70.000 dólares, Martínez asegura que cuando esté allí, será residente y podrá acceder a las ayudas que facilitan. El violinista es un privilegiado entre los virtuosos. "Concibo esto como una oportunidad muy buena. No todo el mundo la tiene y la representación de españoles en esta escuela es del 0,64%". Martínez espera ser uno de ellos.

Etiquetas
stats