Los impagos en alquiler de vivienda se duplican desde la crisis

Carteles de alquiler en Córdoba | ÁLEX GALLEGOS

Los impagos en el alquiler de viviendas en Córdoba se han duplicado desde el comienzo de la crisis, momento desde el que ha crecido año tras año lo que los inquilinos han dejado a deber a los propietarios de las viviendas. Si en 2007 la cuota media impagada en la provincia de Córdoba era de 175 euros al mes, lo que se ha dejado a deber mensualmente por este mismo concepto durante 2017 ascendió a casi 480 euros.

Así lo ponen de manifiesto los datos del Estudio de la Morosidad en Arrendamientos Urbanos elaborado a partir del Fichero de Inquilinos Morosos, una entidad que conforman diversos actores del sector inmobiliario en España que registra y controla esta información desde hace una década.

Un informe elaborado con dicho registro de datos señala que el incremento de los impagos por el alquiler de viviendas en Córdoba ha crecido en una década en un 173%. Y que, actualmente, la morosidad media anual asciende a 4.507 euros.

El dato de Córdoba es, no obstante, el de menor crecimiento de este índice desde la crisis hasta ahora en toda Andalucía –donde la media regional es del 307%-, acompañada por la provincia de Jaén, que creció un 171%.

Ese descenso entre 2016 y 2017 en la provincia cordobesa se ha producido, además, a la vez que la tasa de crecimiento de impagos de alquiler de vivienda en el último año ha sido negativa con respecto al año anterior: -6,4% en la provincia cordobesa.

Seguridad de cobro en vivienda turística

El dato ascendente año a año durante una década ha sufrido en este último ejercicio un leve frenazo, algo que puede explicarse porque una parte de los arrendatarios de viviendas -sobre todo en la capital- se ha lanzado al sector turístico, ofreciendo su propiedad en alquiler a visitantes, en periodos más cortos pero con mayor seguridad para el cobro.

En esta cifra despunta Córdoba, acompañada en Andalucía solo por Granada, también en valores negativos en la tasa interanual con respecto a 2016, e incluida en el grupo de solo una decena de provincias de toda España que han experimentado este descenso en el último año sobre los impagos de alquileres.

Córdoba se sitúa así entre las provincias con un valor inferior a la media de morosidad, con un crecimiento porcentual también inferior a la media española. En Andalucía, Almería, Sevilla y Málaga son las provincias donde más aumentó los impagos de alquiler durante la pasada década. En la región andaluza, de media, lo que una persona paga de alquiler al año es el 16% del total de la renta disponible anualmente.

Etiquetas
stats