Diez consejos que no puedes olvidar en tu carta de presentación

.

El mercado laboral, aunque está repuntando, no consigue los niveles óptimos que teníamos hace unos 15 años. Los efectos de la pasada crisis económica perduran y la competencia en materia de demandantes de empleo es atroz. Si queremos conseguir destacar de entre el resto de candidatos a un puesto de nuestro interés hemos de realizar un buen trabajo previo.

Y es que, para llamar desde el inicio la atención del reclutador, no solo basta con tener un buen currículum. Los empleadores reciben cientos de ellos por día, por lo que si queremos destacar deberemos acompañar éste de una buena carta de presentación. Esta herramienta se convierte en un complemento del CV que nos servirá para hablar de forma más concreta sobre nuestras habilidades y puntos fuertes profesionales. En definitiva, por qué somos el candidato ideal para ese puesto de trabajo.

Los 10 consejos clave para elaborar tu carta de presentación

En primer lugar, has de saber que la carta de presentación es un documento profesional, por lo que debe ser formal, ceñirse a la realidad y resaltar exactamente los puntos clave de por qué eres el mejor candidato que el reclutador va a encontrar. Toma nota de estos 10 consejos:

1.- Adaptación. Cada carta de presentación debe ser única y estar adaptada a la oferta de empleo en concreto. No podemos crear una carta estándar y mandarla a todas las ofertas, hemos de redactarla teniendo en cuenta los requisitos que nos piden como candidatos.

2.- Redacción perfecta. Aunque debe darse por hecho, hemos de revisar nuestra carta tantas veces sea necesario para asegurarnos de que no contiene faltas de ortografía ni errores gramaticales.

3.- Destaca tus puntos fuertes. El objetivo de esta carta es que puedas desarrollar en mayor profundidad que en el CV cuáles son tus habilidades y capacidades para desarrollar ese empleo mejor que el resto de candidatos.

4.- Sírvete de tu experiencia. Aunque no tengas experiencia laboral, puedes inspirarte en puntos fuertes que te hayan servido en la vida para ser resolutivo y llevar a cabo una tarea con éxito. ¡Nuestra experiencia vital nos sirve!

5.- Brevedad. Otro requisito imprescindible es que seas breve en tu carta de presentación, centrándote en exclusiva en los puntos fuertes, si quieres que el reclutador la lea.

6.- Llamada a la acción. La carta se divide en introducción, cuerpo y cierre. En éste último apartado debes incluir una llamada a la acción para incitar al reclutador a convocarte para una entrevista.

7.- Sinceridad. Las mentiras tarde o temprano son descubiertas en los empleos.

8.- Contacto. Es fundamental que no olvides indicar tus datos de contacto en la carta.

9.- Destácala. Otro consejo es que adjuntes tu CV y, directamente en el cuerpo del mail, escribas la carta de presentación. Adjúntala también en un documento aparte por si el reclutador quiere imprimirla.

  1. Inspírate. No hace falta que partas desde cero. Puedes inspirarte en modelos de carta de presentación que han realizado otros candidatos para puestos similares. Esto te dará ideas para plasmar lo mejor de ti en esta herramienta y conseguir el objetivo de la entrevista y… quién sabe si tal vez tu nuevo empleo.
Etiquetas
Publicado el
31 de julio de 2019 - 04:27 h