La cuaresma empieza con ascenso de temperaturas

Calle Cruz Conde | MADERO CUBERO

Después de un comienzo de semana con un tímido episodio de lluvias, que dejó 1.3 litros de acumulado durante la mañana del lunes, y una mínima que volvió a bajar de cero durante el amanecer del martes en la estación meteorológica del Aeropuerto de Córdoba, seguimos transitando febrero a la espera de que las lluvias rieguen en abundancia el sudoeste peninsular. La formación de una DANA (Depresión Aislada en Niveles Altos) durante el próximo fin de semana podría ser el inicio de un cambio de tendencia que aún está por confirmar. Hasta entonces la subida de temperaturas será la protagonista meteorológica del comienzo de cuaresma.

Tres días de ascenso térmico

Desde hoy miércoles, y hasta la jornada del viernes, lo más destacado en cuanto a novedades meteorológicas será un ascenso generalizado de las temperaturas, tanto mínimas como máximas, que volverán a coquetear con el entorno de los 20 grados. La responsable de este ascenso térmico la encontramos sobre Islandia, con una extensa y muy profunda borrasca, que va a determinar el devenir meteorológico inmediato en la Península Ibérica.

Aunque el centro de la borrasca se sitúa a más de 3.000 kilómetros de distancia, su influencia sobre todo el Atlántico Norte va a propiciar que sobre la Península se sitúe una dorsal anticiclónica que dejará tiempo estable y temperaturas por encima de los 20 °C hasta el viernes.

Una DANA para abrir el camino del cambio de tendencia

Más de una vez hemos hecho referencia al término DANA, acrónimo de Depresión Aislada en Niveles Altos, que se caracteriza por aislar una baja fría en un entorno más cálido en las capas altas de la troposfera. Dicho aislamiento, si encuentra un combustible adecuado, como es la cercanía de un gran contenedor hídrico, como el Mar Mediterráneo o el Óceano Atlántico, pueden suponer interesantes situaciones meteorológicas de elevado riesgo por precipitación de tipo convectivo que suele ir asociada a este fenómeno.

Pues justo a esta situación es a la que apuntan los modelos de cara al próximo fin de semana. Aunque aún existe cierta disparidad sobre la intensidad y posición de dicho aislamiento entre los dos grandes modelos de predicción, algo por otro lado habitual de este tipo de situaciones, sí que encontramos cierta determinación a la hora de identificar la formación de una DANA en las inmediaciones de la península Ibérica.

Así, desde la madrugada del próximo sábado, el paso de una vaguada por el norte peninsular generaría un aislamiento de la misma en las inmediaciones peninsulares, que según el modelo consultado podría situarse sobre el Golfo de Cádiz donde se profundizaría, generando una situación potencialmente explosiva de cara entre el domingo y lunes próximo. Un nuevo episodio de lluvias aún pendiente de definir y que podría abrir la puerta al paso de borrascas atlánticas, en un cambio de tendencia que los modelos empiezan a dibujar insistentemente para la segunda mitad de febrero.

Más información en el Facebook y el Twitter del Colectivo Meteofreak.

Etiquetas
stats