La CHG destina medio millón a prevenir incendios forestales

Vista aérea del embalse de Puente Nuevo.
Los trabajos se desarrollarán en 1.700 hectáreas en los entornos de los embalses Puente Nuevo, Retortillo, Yeguas, San Rafael de Navallana y Sierra Boyera

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), organismo dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ha adjudicado por un importe de 544.471,57 euros un proyecto para la ejecución de actuaciones preventivas contra incendios forestales y lucha contra el cambio climático en los montes propiedad de este Organismo localizados en la provincia de Córdoba.

Según ha informado a través de una nota de prensa, el objeto del proyecto es la realización de actuaciones preventivas frente a incendios forestales en montes gestionados por la CHG, ya sean de titularidad propia o consorciados, localizados en la provincia de Córdoba. La ejecución de estas actuaciones preventivas contribuye a luchar contra el cambio climático mediante la disminución de la cantidad de combustible vegetal y la ruptura de la continuidad del mismo.

Con estos trabajos se persigue, en definitiva, garantizar la persistencia de estas masas de monte, de alto valor protector, evitando procesos erosivos que conlleven pérdidas de suelo y disminución de su biodiversidad.

La puesta en marcha de estas actuaciones facilitará, además, el acceso a los medios de extinción en caso de incendio, la realización de cortafuegos, líneas de defensa y otras infraestructuras de prevención, el saneamiento de la masa forestal gracias a la eliminación de la materia vegetal muerta o excesiva y la disminución del riesgo de plagas o enfermedades forestales en estos montes.

Los trabajos se desarrollarán en cinco zonas de la provincia de Córdoba que suman una superficie de casi 1.700 hectáreas. Concretamente, se va a intervenir en el entorno de los montes de los embalses Puente Nuevo, Yeguas, Retortillo y derivación del Retortillo, San Rafael de Navallana y Sierra Boyera.

La mayor parte del monte situado en el entorno del embalse de Puente Nuevo se encuentra consorciado con la Consejería de Medio Ambiente, si bien las actuaciones previstas en este proyecto se localizan en la superficie no consorciada, que corresponde a las zonas Sur y Oeste de la presa (conocida como Cañada Espada), donde se sitúan un camping y un poblado contiguo al mismo.

La única zona del monte en el embalse del Retortillo que presenta un desarrollo en extensión suficiente para la implantación de estructuras defensivas es el sector situado junto a la presa donde, además, se encuentra el poblado y otras instalaciones, a cuya protección se orientan estos trabajos. También se prevé una actuación en la derivación del Retortillo.

En el embalse de San Rafael de Navallana se va a actuar en dos sectores: el entorno del poblado de la presa y en una zona hacia el centro del embalse, junto a la carretera de Navallana al Guadalmellato. En la zona del poblado, los trabajos van a centrarse en reducir la cantidad de combustible que lo rodea hacia el Norte y Oeste, a fin de aumentar la seguridad de las edificaciones.

En el entorno del embalse de Sierra Boyera se acometerán actuaciones en la zona localizada en torno a la depuradora y vivienda, en el sector Norte de la presa. Por último, en Yeguas, los trabajos se centrarán en las proximidades del poblado y en los sectores donde se localizan las principales masas arboladas.

MÁS ACTUACIONES EN CÓRDOBA

El proyecto que ahora se adjudica viene a completar los trabajos que la CHG ya está ejecutando en montes públicos de la provincia de Córdoba, concretamente en el entorno de los embalses Guadalmellato, Bembézar, Guadanuño e Iznájar, para prevenir incendios forestales. Ambas actuaciones suman una inversión de más de un millón de euros.

Desde la devolución de las competencias al Estado en el año 2011, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir ha impulsado una política de intervención y mantenimiento de los montes públicos de su competencia. En este sentido, la CHG ha elaborado los Planes de Prevención de Incendios para las más de 30.000 hectáreas gestionadas por el Organismo de cuenca, con el fin de cumplir con la normativa al respecto, disminuir el material combustible de los mismos y adoptar las medidas preventivas en forma de tratamientos silvícolas, líneas de defensa y áreas de cortafuegos que permitan una prevención eficaz y una reducción del peligro de incendios en estas masas forestales.

Etiquetas
stats