La CEP denuncia que hay pulgas en la comisaría de Campo Madre de Dios

El sindicato policial asegura que varios funcionarios policiales “han sufrido picaduras”, al igual que una trabajadora externa

La Confederación Española de Policía (CEP) en Córdoba advierte de “la existencia de pulgas” en la Comisaría de Campo Madre de Dios, concretamente en algunos de los servicios policiales pertenecientes a la Brigada Provincial de Policía Judicial y en servicios de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana.

Según detalla el sindicato en una nota, varios funcionarios policiales han sufrido “diversas picaduras”, así como una trabajadora externa, a lo que se une que tras las quejas de los usuarios de dichos servicios, los responsables policiales ejecutaron “una inutilización” de las dependencias de los citados grupos de manera temporal, mediante la derivación de los funcionarios y cometidos a otras dependencias de la misma comisaría, finalizando el proceso preventivo con una fumigación.

No obstante, el sindicato policial CEP exige más medidas de prevención en riesgos laborales y reclama por ello que se activen todos los mecánicos preventivos de verificación de plagas en todas las instalaciones y no solo en las afectadas, ante la posibilidad de “un efecto dominó” entre servicios policiales.

Para la organización sindical, este hecho “constituye un aprueba más, de la situación perjudicial laboral por las condiciones de trabajo que padecen los usuarios del mayor centro policial del Cuerpo Nacional de Policía en Córdoba”. La CEP advierte que no solo se pueden ver afectados los funcionarios policiales, sino los ciudadanos a los cuales se atienden en los diversos servicios de “un vetusto complejo policial con más de medio siglo de antigüedad” y ante ello prevén denunciar en el comité regional de Salud Laboral de la Jefatura Superior del Cuerpo Nacional de Policía en Andalucía Occidental los hechos acontecidos.

Etiquetas
stats