Cajasur cierra el primer semestre con 12,4 millones de beneficio

Oficinas centrales de Cajasur con el símbolo de la paloma antes del cambio.

El Grupo Kutxabank ha obtenido en el primer semestre de 2017 un beneficio consolidado de 170,2 millones de euros, un 18,1% más con respecto al mismo periodo de 2016, con una aportación positiva de 12,4 millones por parte de Cajasur, un 18,7% más respecto al semestre del ejercicio anterior.

El resultado se ha alcanzado con unos tipos de interés en mínimos históricos, en un contexto económico más favorable, aunque no exento de incertidumbres. Con importantes movimientos corporativos en el sector bancario, y en un entorno exigente desde el punto de vista regulatorio y supervisor. Con todo, durante la primera mitad del año las tres principales agencias de rating internacionales han mejorado su visión sobre la fortaleza del Grupo bancario, que ha sido reconocida entre las mejores del sector.

El negocio típico se ha visto impulsado por diversos factores, principalmente por el crecimiento en el volumen de la contratación de productos financieros –financiación a empresas, particulares y familias, áreas en las que se han marcado crecimientos récord–, por la contribución recurrente del negocio asegurador y por la evolución positiva de los recursos de clientes, con un comportamiento destacado de los fondos de inversión y del ahorro vista.

Durante la primera mitad de 2017, Kutxabank ha continuado con el proceso de redimensionamiento de su cartera industrial, adecuando la posición a su nivel de capital y reduciendo el riesgo por concentración.

Como consecuencia de dicha política, los ingresos por Resultados de Operaciones Financieras y diferencias de cambio han ascendido a 243,8 millones de euros que, sin embargo, han sido destinados casi de forma íntegra a saneamientos y provisiones extraordinarias.

Cambio de ciclo en los principales márgenes

A pesar de la presión a la baja de los tipos de interés de referencia, el Margen de Intereses muestra síntomas de recuperación desde finales de 2016. De esta forma, en el segundo trimestre había avanzado un 5% con respecto al primer trimestre de 2017, hasta alcanzar en el semestre los 276,4 millones de euros. Además, las previsiones que maneja la entidad indican que la comparativa interanual del Margen posiblemente se situará en positivo al final del presente ejercicio.

El crecimiento en fondos de inversión y planes de pensiones, así como la mayor actividad en medios de pago, impulsada por las nuevas funcionalidades digitales y la recuperación gradual del consumo, han motivado que los ingresos por servicios o comisiones hayan continuado creciendo hasta los 185,5 millones de euros, un 7,7% más que en el mismo periodo del año pasado.

El Margen de Intereses crece con respecto al primer trimestre, el Margen Básico se sitúa en positivo y el Margen Bruto sube un 28,2%. Con todo, el saldo del Margen Básico (intereses y comisiones) se ha situado en 461,8 millones de euros, un 0,5% más, confirmando la mejoría y el cambio de tendencia, ya reflejada en los dos últimos trimestres.

Al igual que en el primer trimestre de 2017, la ya mencionada reordenación de las participaciones en empresas, además de los resultados antes mencionados, ha motivado una rebaja de los ingresos por dividendos y de puesta en equivalencia, que han alcanzado los 38,8 millones de euros, un 55,3% menos que en junio de 2016.

Destaca, asimismo, la aportación recurrente de la actividad de seguros, recogida en el epígrafe de Otros Resultados de Explotación, que ha crecido un 13,7%, hasta los 47,7 millones de euros. Con todo, el Margen Bruto ha avanzado un 28,2%, hasta los 782,2 millones de euros.

La política de contención del gasto y de mejora de la eficiencia del Banco, han permitido continuar aminorando los Gastos de Administración que han caído un 3,3% con respecto al primer semestre de 2016, con una disminución del 4,3% en los gastos de personal y un 0,9% en los gastos generales. Estas bajadas han situado el Margen de Explotación en 438,4 millones de euros y la ratio de eficiencia en el 48,5%.

En línea con la tradicional política del Grupo Kutxabank de prudencia máxima en el registro de provisiones y saneamientos extraordinarios, este epígrafe (321,3 millones de euros) ha crecido un excepcional 153,3%, de forma que permita encarar el futuro en las mejores condiciones para la recurrencia de los resultados.

En consecuencia, el resultado del Grupo ha crecido más de un 18,1%, y ha alcanzado los 170,2 millones de euros.

Resultados del Grupo Kutxabank, primer semestre de 2017

La pujanza de los recursos de clientes gestionados por las redes de negocio se ha visto reflejada en un crecimiento del 6,1%, hasta alcanzar los 57.024 millones de euros, con una evolución del 4,7% en la red minorista y del 24,4% en la red mayorista.

Junto al ahorro vista, que se incrementa un 18,3%, destaca la evolución positiva de los fondos de inversión y de los planes de pensiones, tanto en volumen gestionado, con incrementos respectivos del 8,4% y del 4,3% en saldos, como en crecimiento de las aportaciones netas del semestre y de sus valoraciones.

Dentro de los fondos de inversión que gestiona el Grupo Kutxabank, ha sido especialmente destacada la evolución continua que han experimentado los productos de gestión delegada, es decir los fondos de gestión activa y las carteras delegadas. Se trata de uno de los servicios de mayor valor añadido, que ha logrado captar en los primeros seis meses del año cerca de 800 millones de euros, un 153% más que en todo el ejercicio 2016.

Un semestre excepcional en financiación

La mejora general de la situación económica y la recuperación de la demanda solvente han continuado tirando de la nueva financiación, que ha crecido un 72,2%, hasta los 12.268 millones de euros. La Inversión Crediticia se ha incrementado un 0,3% con respecto a junio de 2016, con un buen comportamiento en el negocio de las redes que dan servicio a empresas e instituciones, que ha avanzado un 6,7%.

El Grupo Kutxabank ha puesto a disposición de las empresas (pymes y grandes corporaciones) financiación por un importe global de 10.406 millones de euros, duplicando el importe contratado en el mismo periodo del año anterior.

La financiación para inversiones en activo fijo ha mantenido la curva ascendente de los últimos trimestres y la formalización de nuevos préstamos se ha incrementado un 37% sobre la subida registrada el pasado año. Por su parte, la financiación para circulante, directamente vinculada a la evolución de las ventas de las empresas, se ha incrementado en un 14%.

La intensa actividad comercial desarrollada por Kutxabank cuenta con el apoyo de nuevas herramientas digitales, cada vez más utilizadas a la hora de contratar y consultar nuevos productos hipotecarios o préstamos al consumo.

De hecho, estas dos áreas de la actividad financiadora han marcado cifras récord al final del semestre. Los nuevos préstamos hipotecarios suscritos durante los primeros seis meses de 2017 han alcanzado los 1.083 millones de euros, un 18,8% más que en el mismo periodo de 2016. Los préstamos personales han crecido un 24,3%, hasta los 195 millones de euros, con un aumento del 50% en el crédito comercio, la financiación concedida en los propios establecimientos comerciales.

70.000 nuevas pólizas de seguros

Como se ha señalado, el negocio asegurador ha incrementado en un 13,7% su aportación de resultados, crecimiento basado en un importante desarrollo de los seguros vinculados y en la aportación de los nuevos productos incorporados a la oferta aseguradora de Kutxabank.

Los buenos resultados se sustentan en una cartera estable, con primas que crecen por encima del 3,5% y en el dinamismo de la nueva producción, que en el primer semestre ha supuesto más de 70.000 nuevas pólizas formalizadas.

Destacan  los seguros de Vida Riesgo y Hogar, cuyas primas de nueva producción han crecido un 30,4% y un 21,2% respectivamente.

Durante la primera mitad del año, Kutxabank ha continuado completando la gama de pólizas que pone a disposición de sus clientes, con la comercialización de un nuevo seguro de Salud, especialmente diseñado para trabajadores autónomos de la mano de IMQ, y un seguro de Decesos, diseñado y gestionado por Kutxabank Seguros, cuya principal característica es que se comercializa bajo la fórmula de prima única.

Las principales ratios en línea con los objetivos

La tasa de morosidad de Kutxabank ha continuado descendiendo, tras la disminución del volumen de los activos dudosos en 400 millones de euros en el primer semestre de 2017, y se ha situado en el 5,66%, 175 puntos básicos menos que en junio de 2016, y más de tres puntos por debajo de la media del sector, que se situó al final de mayo en el 8,74%. Exceptuada la ligada al riesgo promotor, la mora del Grupo ha quedado fijada en el 4,1%. La mora hipotecaria residencial se ha situado por debajo del 3,45%.

La solvencia del Grupo Kutxabank se consolida como una de las más elevadas del sector financiero español, con un Core Capital phased in que se ha situado en el 15,2% al cierre de junio, considerando la positiva evolución del patrimonio y los beneficios del semestre.

Las principales magnitudes se alinean con los objetivos marcados por la entidad. De esta forma, Kutxabank ha continuado mejorando sus ratios de rentabilidad. El coeficiente ROE, que mide la rentabilidad sobre recursos propios, se ha situado en el 5,52%, tras mejorar 46 puntos básicos desde diciembre de 2016, y el ROTE es del 5,8%.

Etiquetas
stats