“Yo atraqué el banco. Ellos no tienen nada que ver”

El autor confeso del robo, izquierda, junto a los otros dos acusados | CORDÓPOLIS
El presunto cabecilla de la banda de atracadores que asaltó una entidad en Ochavillo del Río se ratifica en la confesión que hizo en su día desde la prisión.

“Es tontería negar los hechos. Yo atraqué el banco, pero estas dos personas no tienen nada que ver”. J. C. P. O. el presunto cabecilla de la banda de atracadores que asaltó una entidad bancaria, a punta de pistola y con el rostro oculto, en la aldea de Ochavillo del Río en noviembre de 2012, y al que le constan varios antecedentes penales por otros robos con violencia, admitió ayer la autoría del atraco y trató de exculpar a los otros dos acusados.

El juicio, que se ha celebrado en esta mañana en la sección segunda de la Audiencia Provincial, ha sentado en el banquillo de los acusados a los tres presuntos autores del asalto a mano armada del que J. C. P. O. se ha hecho único responsable. Esta confesión ya se efectuó, vía carta, desde la prisión porque “no quería que condenasen a dos inocentes”, señaló el autor confeso de los hechos.

Según su versión, sí es cierto que pasó la noche previa a los hechos “de juerga y de mujeres” con otro de los acusados, J. L. V. N., también con antecedentes por robo con violencia, pero éste “se fue a las siete de la mañana a su casa y yo continué la juerga”. El autor confeso ha señalado que, tras dejar a esta persona, se fue a “un fumadero” en Palma del Río, en donde se encontró con “un chaval con el que había coincidido en prisión. Juntos lo hicimos”. El botín del robo ascendió a 5.165 euros.

Pese a la insistencia del Ministerio Fiscal para que identificase a esta persona, el autor confeso respondió con evasivas e indicó que, una vez cometido el atraco “le perdió de vista” cuando empezaron a oír sirenas y coches de la Guardia Civil buscándoles. Tampoco aportó pistas sobre el destino del arma que usó en el robo: “Era una pistola de bolas, si llega a ser de verdad no se me ocurre tirarla”, indicó

Acerca del otro presunto autor de los hechos, G. S. C., con el que fue detenido en su vehículo con las bolsas en las que ocultaban el dinero, el autor de los hechos ha manifestado que quedó con él para acercarlo a Córdoba para asistir al funeral de un familiar. “Yo no sabía nada, de haberlo sabido no me hubiese montado con él nunca”, indicó el otro acusado que relató que ambos pararon en una gasolinera de El Higuerón y que poco después fueron detenidos por la Policía Nacional que llevaban varios días siguiéndoles la pista e incluso habían pinchado su teléfono.

El juicio ha quedado visto para sentencia. El Ministerio Fiscal, en sus conclusiones provisionales, reclamaba una pena de seis años para el autor confeso de los hechos, por su multireincidencia, La calificación inicial para los dos presuntos socios era de cuatro y tres años y nueve meses.

Etiquetas
stats