Aprieta el calor: los avisos amarillos pasan a naranjas

Unas turistas se protegen del sol | MADERO CUBERO
Aemet advierte que a partir del martes en la Campiña y la zona de Vega se pueden superar por primera vez en este verano la barrera psicológica de los 40 grados

El calor ha venido para quedarse. A partir del martes, la Agencia Estatal de Meteorología tiene previsto transformar los avisos a la población del color amarillo actual al naranja. El motivo no es otro que una previsión que por vez primera prevé que se supere en este verano la barrera psicológica de los 40 grados.

Según Aemet, será a partir del martes cuando el calor intenso afecte principalmente a la capital, la campiña y toda la Vega del Guadalquivir. El resto de la provincia estará bajo aviso amarillo por la posibilidad de temperaturas que superarán los 38 grados.

Está previsto que el calor no dé tregua al menos hasta el viernes, cuando Aemet pronostica que las temperaturas máximas volverán a ser soportables, por debajo de los 34 grados. La noche también se complica, ya que las mínimas estarán siempre por encima de los 20 grados.

Etiquetas
stats