Habla Paco

Hola, soy Francisco Franco Bahamonde, nací en el Ferrol, en A Coruña (tiene huevos que yo tenga que decir A Coruña).

Estoy muerto, a pesar de todo. Embalsamado. Soy mojama. Ni siquiera estoy fresquito como Walt Disney, ni siquiera estoy en una isla del Caribe, como Elvis Presley, que se murió cagando en un inodoro de oro –valga la rima interna-

Estoy seco.

Yo no tengo a nadie que me haga un ripio. Mis nietos no saben qué hacer conmigo. Nadie sabe nada.

Morí en una cama de hospital, lleno de tubos, esto molestó a alguna gente, mi yerno ganó pasta con unas fotos, creo. El muy cabrón. Me da igual.

Debí morir como Kennedy, de un tiro –o dos- y no en una puta cama de hospital. Meándome.

Soy Francisco Franco Bahamonde, gallego y español, un muerto que habla. Un muerto inquieto.

Inauguré pantanos, pero las gafas de sol nunca me sentaron bien. Las gafas de sol sólo le sientan bien a Roy Orbison. Yo sólo quiero pasar la eternidad escuchando canciones de Roy Orbison, "A love so beatiful", "In dreams"…

En vida fui un hijo de la gran puta, a pesar de mi aspecto. Pero eso da igual, hay mucha gente sin memoria. No sé si eso es bueno.

No sé cuánto dura la Eternidad. Sospecho que demasiado.

Soy un muerto que mandó matar a otros, estas cosas pasan, todos están muertos. Yo, el primero (o el último, qué más da).

Soy Francisco Franco Bahamonde, gallego, y estoy cansado de estar muerto.

Creo que no tengo más que decir sobre esto.

Etiquetas
Publicado el
11 de noviembre de 2018 - 02:00 h