Bajo el paraguas: las lluvias se quedan en Córdoba toda la semana

Turistas bajo la lluvia

0

Puede que la mejor noticia que vaya a leer en todo el mes sea esta. La lluvia, al fin, se queda en Córdoba. No será de especial intensidad, ni dejará tampoco grandes acumulados, pero el otoño por fin quiere reconciliarse con el sur de la Península Ibérica. El desplazamiento hacia el sur de los grandes centros de presión del Atlántico Norte, favorecido por una situación de bloqueo anticiclónico al norte del continente europeo, va a permitir que diversos sistemas frontales de origen oceánico alcancen los cielos cordobeses.

Los chubascos marcan el inicio del fin de semana y abren la puerta de las lluvias otoñales

Los chubascos marcan el inicio del fin de semana y abren la puerta de las lluvias otoñales

La lluvia será sin duda alguno la gran protagonista de la semana, en la que en pocos momentos no dejará su tarjeta de visita en algún punto de la provincia. Ya desde la tarde del lunes las precipitaciones podrán alcanzar las localidades del valle del Guadiato, Hornachuelos y otros puntos de Sierra Morena. Lo harán en una jornada que verá aumentar la nubosidad de tipo medio y alto hasta dejar cielos parcialmente cubiertos.

El aumento de nubosidad será el preludio de una jornada de martes muy lluviosa. Aunque las precipitaciones en un primero momento serán de carácter débil, éstas irán ganando en intensidad siendo más abundantes a partir de la tarde y hasta últimas horas de la jornada. Las lluvias del martes podrán ser además de tipo orográfico, gracias al marcado flujo del oeste que podría encajonar en el valle del Guadalquivir nubosidad de retención.

La lluvia remitirá durante la jornada del miércoles, aunque aún entonces podrán registrarse precipitaciones de carácter débil en numerosos puntos de la provincia, siendo éstas más probables a primeras horas de la mañana. Desde entonces el cielo dará una tregua hasta el mediodía del jueves, cuando las lluvias podrán reactivarse gracias a la persistencia del flujo de poniente que inyectará mucha humedad en las capas bajas de la atmósfera. Dichas precipitaciones seguirán de manera más o menos constante hasta la tarde del viernes, momento a partir del cual comenzarán a remitir hasta dejar un fin de semana con ambiente mucho más estable.

Las lluvias irán acompañadas además de unas temperaturas relativamente frías en comparación con las de la primera mitad de otoño. Así, las máximas se acomodarán durante toda la semana por debajo de los 20 grados en la mayor parte de la provincia, pudiendo caer hasta el rango de los 15 o 16 grados en cotas medias de Sierra Morena y la Subbética. Por contra, la elevada carga de humedad mantendrá unas mínimas relativamente suaves, rondando los 12 a 14 grados a primeras horas de la mañana tanto en el valle del Guadalquivir como en el resto del territorio cordobés.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
stats