Los chubascos marcan el inicio del fin de semana y abren la puerta de las lluvias otoñales

Turistas caminan bajo la lluvia

0

La lluvia, aunque poca, vuelve el fin de semana. Lo hará además al comienzo del mismo, de la mano de una DANA que en su breve espacio de vida dejará algunos chubascos aislados en la provincia a lo largo de la jornada del viernes. Y aunque no cabe esperar gran cosa de las precipitaciones que abrirán el fin de semana, sí que pueden tomarse como un anticipo del episodio lluvioso que marcará el inicio de la próxima semana.

La lluvia regresa a Córdoba tras los primeros "fríos" del otoño

La lluvia regresa a Córdoba tras los primeros "fríos" del otoño

Las precipitaciones vuelven a la provincia de Córdoba gracias al paso fugaz de una depresión aislada, y lo harán a partir del mediodía del viernes. Los chubascos irán ganando en intensidad y extensión con el paso de las horas gracias al flujo del sureste que inyectará humedad directamente desde el Mediterráneo hasta la vertical cordobesa. Así, se espera que las lluvias hagan un barrido de sur a norte de la provincia, siendo por lo general más intensas y generosas en puntos de Sierra Morena, donde podrían adquirir carácter tormentoso a lo largo de la tarde.

A pesar de que las lluvias podrán tener cierta torrencialidad, éstas tendrá un corto recorrido. Y es que tan rápido como la DANA quede integrada en la circulación general, los cielos cordobeses recuperarán buena parte de la estabilidad. Así, la nubosidad tenderá a disminuir durante el resto del fin de semana, hasta dejar cielos muy poco nubosos o despejados. Dicha estabilidad permitirá que las máximas experimenten un ligero incremento durante las tardes del sábado y el domingo, cuando de nuevo podrá superarse la barrera de los 25 grados en el valle del Guadalquivir, mientras que en el resto de la provincia rondarán los 22 a 24 grados de manera general.

Las máximas tan suaves que se esperan para el fin de semana tendrá un fuerte contraste durante primeras horas de la mañana. El enfriamiento nocturno gracias a la fuerte estabilidad que se espera a partir del sábado, podrá dejar mínimas muy por debajo de los valores inicialmente previstos, que en el caso del entorno de la capital rondarían los 8 a 9 grados. Valores muy similares a los esperados en otros puntos de la provincia, pero que de igual manera podrían verse superados por los efectos de inversión térmica nocturna que durante estas jornadas se producen en áreas de valle y meseta.

El fin de semana se viste de otoño, y servirá de precursor a un nuevo episodio de precipitaciones que desde comienzos de la próxima semana dejará ambiente lluvioso en toda la provincia. Tocan buenas noticias en lo meteorológico, y aunque a falta aún de que las lluvias sean suficientemente copiosas como para revertir la sequía, sí van a servir al menos para que el suelo cordobés recupere carga húmeda que actúe como precursor de las necesarias escorrentías que terminen en los embalses.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
stats