Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
La portada de mañana Jueves, 13/06/2024

El vigor de la memoria frente a la debilidad del cambio

Ghilas, en el duelo con el Barcelona de la primera vuelta. | LOF

Rafael Ávalos

0

El Córdoba, que nunca repitió un once esta temporada, se mide este sábado a un rival que luce su juego casi por inercia | Llega el Barcelona en un estado de forma abrumador

Ni una sola vez sucedió. En ningún momento tuvo lugar. La temporada del retorno a Primera, que habrá sido tan breve como complicado, no dejará para el recuerdo uno de esos onces que, con el paso de los años, se nombren ‘de carrerilla’. Simplemente porque no existió. El Córdoba jamás repitió alineación titular esta campaña, en la que vivió siempre en constante cambio. De esta forma, resultó difícil que el equipo pudiera actuar sobre el campo con un estilo claro. Tampoco ayudó en ese sentido el relevo doble que se dio en el banquillo, por el que pasaron tres técnicos diferentes, cada cual con sus ideas. Unas ideas que además también se vieron modificadas en diferentes ocasiones debido a las circunstancias. Los tres entrenadores buscaron soluciones a los problemas y eso conllevó un movimiento de piezas continuado. Incluso generó que hubiera readaptaciones posicionales de futbolistas. En esa situación, que se reprodujo claramente este martes en el Ciutat de Valencia, recibe el conjunto blanquiverde a un rival que juega, como quien dice, de memoria. Llega el Barcelona, que conoce a la perfección lo que en cada momento ha de hacer. Y llega en un estado de forma abrumador.

En la escuadra azulgrana se producen rotaciones, las normales en un conjunto que afronta tres competiciones -Liga, Copa y Champions-, pero apenas le afecta. El equipo que dirige Luis Enrique tiene bien aprendidos los conceptos y los desarrolla sobre el campo de manera clara. Quizá unas veces con mayor dificultad que otra. Este martes, de entrada, arrolló al Getafe (6-0) en un encuentro que alcanzó su intermedio con un rotundo 5-0 en el tanteador. Por si fuera poco, el tridente conformado por Neymar, Luis Suárez y Messi parece estar más compenetrado que nunca. Así las cosas, poco importa, como sucedió ante el conjunto madrileño, que Iniesta o Piqué tengan el ‘día libre’ o que Jordi Alba esté sancionado. El Barcelona sabe lo que quiere y lo busca; conoce su estilo y tiene identidad. Lo quiere demostrar en El Arcángel, donde aguarda un adversario que anda aún a la búsqueda de la fórmula idónea para competir en una categoría de la que lentamente se despide.

La clave no fue resuelta por los técnicos del Córdoba y como buena muestra se tiene ya el duelo con el Levante de este martes. En tierras valencianas, Romero dio más de una vuelta de tuerca al engranaje. La entrada de Ghilas, que apenas gozó de nueve minutos en las dos jornadas anteriores -ante el Athletic ni siquiera estuvo convocado-, resultaba razonable toda vez que Florin era baja por sanción. También lo pudiera ser la participación de Fede Vico en la línea de tres de la media punta debido a que Borja García hubo de abandonar la concentración por motivos familiares. Lo cierto es que el cordobés regresó a posición ofensiva después de haber actuado incluso de lateral. En la defensa, Pantic quedó fuera de juego y regresó Íñigo López; y en la medular, Luso acompañó a Krhin, que duelos atrás llegó a ocupar un lugar en el centro de la zaga. Ahí apareció ante el Athletic Deivid, al tiempo que Crespo pasó al lateral derecho por Gunino. Esos cambios fueron la representación del continuo cambio que vivió el cuadro califal a lo largo de la temporada y que, posiblemente, se volverá a repetir ante el Barcelona.

Etiquetas
stats