¡A un paso de Primera!

Los jugadores del Córdoba CF Futsal celebran la victoria | ÁLEX GALLEGOS

Todo salió como los constructores de esta increíble historia habían soñado. Hasta mejor. Esta vez sí que fue la última en la que Vista Alegre acogió una actuación de un equipo irrepetible. Lo que tenga que suceder será en Mengíbar, donde se traslada la serie final para un duelo -o dos- más el fin de semana que viene. El Córdoba CF Futsal, tal y como lo hemos conocido, terminó en la noche de un sábado de Feria su aventura ante la afición cordobesa, que se apiñó como nunca en las gradas de un pabellón en el que jamás se había visto nada igual. Si regresan dentro de unos cuantos días será para celebrar una fiesta. Si no lo hacen, habrán dejado un recuerdo imborrable.

La majestuosidad del escenario condicionó la puesta en escena, que estuvo gobernada por las emociones. Ambos técnicos habían advertido -seguramente por cumplir, aunque sabiendo que era imposible- que el control de los sentimientos iba a ser una de las claves. Con medio millar de mengibareños dejándose la garganta y el resto del pabellón dando la réplica con cánticos, los jugadores salieron hiperrevolucionados. Hubo mucha intensidad en las marcas y poca fluidez a la hora de hacer llegar el balón a zona de peligro. Nono sacó una buena mano a disparo del menciano Colacha y luego llegó una ristra de oportunidades cordobesas, con disparos de Juanra y David Leal, que estrelló la pelota en la cruceta. Cuando los de Maca parecían haber cogido el tono, el Mengíbar golpeó primero. Ureña remachó desde cerca un balón rebotado y llevó el delirio al sector rojillo de la grada.

Maca pidió tiempo muerto a falta de 11:50 para reordenar táctica y ánimos. El cuadro cordobesista estaba bastante atenazado por los nervios, pero ponía entrega ante un Mengíbar muy serio, en el que el cordobés Dani Aranda era uno de los pilares. Un latigazo de César y otro de Juanra elevaron el pulso a la grada, que llegó el éxtasis cuando marcó de espuela Cordero tras una falta botada por David Leal. El meta Rafa le sacó con el cuerpo un tiro cercano a Jesús Rodríguez y evitó que el Córdoba se adelantara en un partido en el que ya controlaba la situación.

Los últimos minutos de la primera parte resultaron disparatados, con protestas permanentes a los árbitros y una tensión desbordante. Cada acción de contacto era cuestionada con aspavientos, convirtiendo este tramo del encuentro en un campo minado. Los locales cometieron la quinta falta con poco menos de dos minutos en el marcador. Y en medio de este caos, surgió el genio de Jesús Rodríguez, que remató desde cerca tras una rápida combinación para hacer un 2-1 que cambió el chip a todo el mundo.

Tras el intermedio, el Córdoba compareció con ferocidad sin límites. Atacó con determinación y encontró en Koseky a su hombre. El prieguense anotó el 3-1 tras poner la rúbrica a una acción brillante de su equipo. El meta mengibareño se multiplicaba para sacar los continúos disparos blanquiverdes, como en una barraca de feria. Nono, impecable en toda la serie, mostró sus dotes en un trallazo cercano de Fran Peña. La comunión con la afición era perfecta. Se cantó el himno del Córdoba y se paladeó algo muy parecido a la felicidad. El Arcángel -el de sus mejores tardes, no el de ahora- fue Vista Alegre. Lolo Jarque estuvo a punto de incrementar la cuenta de un Córdoba enfebrecido. El Mengíbar apenas latía. Un disparo de Miguelao que despejó Nono fue su ocasión más clara antes de entrar en los últimos siete minutos del partido.

Pero lo mejor para el Córdoba estaba por llegar. Los rojillos dieron un obligado paso adelante para buscar la heroica jugando de cinco ante un Córdoba que se atrincheró con tino y asustó contínuamente. Manu Leal, a falta de tres para el final, apuntilló con el 4-1 y Catiti, sin portero, anotó el quinto para llevar a un estado de nirvana a la afición cordobesista. Una victoria más y el equipo estará entre los mejores de España.

FICHA TÉCNICA

CÓRDOBA CF FUTSAL, 5: Nono, Pakito, Jesús Rodríguez, Manu Leal y Koseky (cinco inicial). También jugaron Keko, César, Juanra, Cordero, David Leal, Lolo Jarque y Catiti.

SOFTWARE DELSOL MENGÍBAR, 1: Rafa, Ureña, Emilio Buendía, Colacha y José López (cinco inicial). También jugaron Dani Aranda, Miguelao, Fran Peña, Javi Lizana y Manu Orellana

ÁRBITROS: Carrión Álvarez y Romero Candela (C. Castellano-Manchego). Mostraron cartulina amarilla al local Cordero y al visitante Ureña.

GOLES: 0-1 Ureña (8’). 1-1 Cordero (13’). 2-1 Jesús Rodríguez (19’). 3-1 Koseky (22’). 4-1 Manu Leal (37’). 5-1 Catiti (38’).

INCIDENCIAS: Primer encuentro de la final por el ascenso a Primera División disputado en el Palacio Municipal de Deportes Vista Alegre ante 3.500 espectadores, 500 de ellos seguidores jienenses. Lleno total.

Etiquetas
stats