Multa de 480 euros al agresor del joven árbitro

El joven árbitro cordobés, rodeado por las cámaras.
El Juzgado de lo Penal condena al presidente del Calahorra por una “falta de lesiones y otra de injurias” | Los hechos fueron en un partido de alevines y el colegiado tiene 15 años

La sentencia del juicio de faltas al presidente del Calahorra, Francisco José Montes Merino, como responsable de la agresión al joven árbitro Guillermo Ávila, de 15 años, durante un partido de alevines, ya ha salido a la luz. El Juzgado de Instrucción Nº 3 de Córdoba ha condenado al presidente del Calahorra por las lesiones “a la pena de multa de 2 meses y una cuota diaria de 6 euros” y como “responsable en concepto de autor de una falta de injurias, penada en el artículo 620-2 del Código Penal, a la pena de multa de 20 días de multa y una cuota diaria de 6 euros y al pago de las costas procesales por mitad”, según un comunicado remitido por la delegación provincial del Colegio Andaluz de Árbitros.

Asimismo, el juez también condena al delegado del Calahorra, Francisco José Cerezo, como “responsable en concepto de autor de una falta de injurias, penada en el artículo 620-2 del Código Penal, a la pena de 20 días de multa y una cuota diaria de 6 euros, y al pago de las costas procesales por mitad”. Esta decisión es recurrible en el plazo de cinco días desde su notificación.

La semana pasada ya se pronunció la justicia deportiva. El Comité Provincial de Competición de la Federación Cordobesa de Fútbol sancionó con dos años y un mes de inhabilitación y una multa de 520 euros al presidente del Calahorra, Francisco José Montes, por dicha agresión. Los incidentes se produjeron en un partido de cuarta categoría alevín disputado el pasado 14 de diciembre entre los equipos Salvador Allende y Calahorra, en el campo de la barriada de Fátima. El incidente tuvo una gran repercusión en medios nacionales, en medio de un ambiente de extrema sensibilización por la muerte de un seguidor ultra del Deportivo de La Coruña a manos de otros radicales del Atlético de Madrid.

Etiquetas
stats