Juanito, sobre la salida de Iván Robles: “El club estaba siendo chantajeado”

Juanito, en la sala de prensa de El Arcángel | JUAN HUERTAS

Días después de conocerse la noticia todavía está muy candente. Es posible que así sea durante más tiempo, ya que todo hace indicar que el asunto acabará por verse en los tribunales. La salida de Iván Robles del Córdoba mediante rescisión unilateral por parte del club volvió a surgir este jueves, también después de que tanto el futbolista como su agencia ofrecieran la otra versión. Así fue al abordarlo el director deportivo del primer equipo blanquiverde, Juan Gutiérrez Juanito, en una amplia comparecencia que arrancó con la presentación de los dos últimos fichajes para la próxima campaña, Alain Oyarzun y Alberto Salido. El encargado de dar forma a la plantilla al frente de la que estará Juan Sabas quiso exponer todos los detalles desde la perspectiva oficial.

De entrada, Juanito aprovechó para aclarar que el tema del lateral derecho estuvo en sus manos en todo momento. “He sido yo el que ha llevado todo el asunto con los representantes y el jugador”, dijo. “Llegó un momento en la pretemporada en el que Raúl Cámara y yo le comunicamos que el club decide apostar por otro jugador, sub 23, y por lo tanto debe salir”, prosiguió el gaditano, que subrayó que se trata de “una decisión puramente deportiva”. “El jugador la acepta como profesional que es. Mientras él buscaba equipo se sentiría como jugador del primer equipo y sería uno más en la plantilla, ya que no queríamos devaluarle”, agregó. Todo siguió su curso hasta que en el primer stage veraniego se produjo un contratiempo importante.

“Es un rondo, en Torrox, el jugador se lesiona de la rodilla con una relativa gravedad. Es un menisco y normalmente es una lesión que se va a los tres meses, pero nosotros seguimos tratando al jugador como se merece. Le buscamos el mejor médico para que se opere”, explicó, en forma de contextualización, el director deportivo. Pero poco después la situación se complicó. “Cuando se acerca el plazo (de inscripción), nos ponemos en contacto con el representante para proponerle una ficha del filial para que siga teniendo licencia y pueda seguir entrenando con el equipo”, continuó Juanito. La respuesta del representante fue negativa pues “no piensa lo mismo y el hacerse ficha del B va aparejada de otra situación”.

Así, se entró en la famosa oferta de renovación de la que se habló en los últimos días, en torno al despido del lateral derecho. “Es para que el jugador se sienta con respaldo económico, no por una situación deportiva. No vemos ante una no satisfacción del agente, que quería otro tipo de contrato”, indicó Juanito, que fue contundente a la hora de mostrar su opinión sobre la negociación. El ex del Betis aseveró que “el club estaba siendo chantajeado”. “Al final somos personas e intentábamos que el jugador no se viese en la situación a la que ha llegado. El club decide aumentarle el salario en un 33% y aparte le ponen unas cantidades en otras categorías, aunque intenta que sean opcionales”, agregó.

Y la tensión fue a más según las declaraciones de Juanito. “Nos quieren obligar a que ese contrato tenga ficha del primer equipo y nosotros llega un momento en el que nos reunimos con el jugador. Nos damos cuenta de que no era sólo el representante, que el jugador pensaba igual”, aseguró. Por tanto, culminó el director deportivo del primer conjunto califal, “tras un ultimátum con estas características se decide el despido, ante la situación de chantaje a la que se sometió al club”. “El jugador miente en ese comunicado. Tengo una trayectoria y si tengo que defender al Córdoba lo defenderé con una verdad”, siguió con su relato antes de insistir en que “los comunicados del jugador y el representante son una mentira absoluta”. Como broche a sus palabras, el gaditano afirmó que “el representante quería el doble de la comisión que tenía”.

Etiquetas
stats