El Córdoba CF SAD estima derechos de cobro de casi un millón de euros

Carlos González, en una junta de accionistas del Córdoba CF SAD

La intención inicial de todos los actores es dar continuidad a la sociedad. Así es, sobre todo, porque de lo contrario la respuesta a las deudas -a parte de ellas- es improbable. Por no decir imposible en realidad. Sin actividad y, por tanto, sin ingresos no es viable la capacidad de pago a los acreedores, aun cuando los compromisos sean reducidos en relación a las cantidades originales. Es lo que sucede en un concurso, proceso en que se encuentra de pleno el Córdoba CF SAD. Y precisamente el cumplimiento de su convenio, una vez sea aprobado éste por supuesto, depende esencialmente de que la entidad mantenga su operatividad. Tal es la pretensión de su presidente, el tinerfeño Carlos González, y el deseo de quienes tienen cuantías por recuperar. Con todo, la tarea no va a ser sencilla dado el punto de partida.

De entrada, la sociedad cuenta con un efectivo mínimo. Más si cabe en relación con la masa de créditos que tiene, y por mucho que ésta se rebaje sustancialmente -en casi diez millones-. El Córdoba CF SAD dispone actualmente de 217.129,23 euros, según refleja la propuesta de convenio de acreedores realizada el pasado miércoles y de la que ya informó CORDÓPOLIS el viernes. A esa cifra cabe añadir, eso sí, la significada por el Porsche Cayenne que utilizaba Jesús León como si fuera propio en su etapa al frente del club. El vehículo está valorado en 27.863,02 euros, si bien su venta se dirige a modo de subasta y el precio de inicio fue de 19.500. Por otro lado, el documento con envío al Juzgado de lo Mercantil número 1 recogía la consignación en dicha sala de 297.227,69 euros “que se destinarán al pago de deudas concursales que corresponde a la Unión Futbolística Cordobesa SAD”.

Es decir, escasos son los recursos de base del Córdoba CF SAD, que por tal motivo tiene como principal objetivo a corto plazo “la obtención vía reclamación judicial y/o extrajudicial de todos aquellos derechos de cobro” que entiende tiene. De tal forma se expresa en la propuesta del convenio de acreedores, a la que ha tenido acceso este periódico, y que estima en casi un millón la cantidad total a percibir. Pero para ello la entidad ha de ponerse en funcionamiento pues, como se recuerda, “no tiene actividad económica ni unidad productiva”. Por tal motivo Carlos González trabaja desde hace semanas en la inscripción de un nuevo club en la Real Federación Andaluza de Fútbol (RFAF). Una vez realizado este paso, el siguiente es el antes mencionado.

Sobre los derechos de cobro son cuentas que tiene a su favor la sociedad, en concreto ante distintas instituciones. Destacan dos en este apartado. Por un lado, el convenio aún por aprobar refleja una “compensación por descenso de categoría, participación contable, licencias y patrocinios y otros conceptos de la temporada 2018-19 a abonar por LaLiga”. La cantidad en este caso es de 655.302,43 euros y su cobro se considera “razonablemente inmediato”. Por otro, se recoge una cuantía de 139.763,88 euros por parte de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). La posibilidad del ingreso se entiende igual que en la anterior ocasión. Éstas son las cifras principales hasta llegar a los 974.731,39 euros totales en esta materia.

Otras tres corresponden, por otro lado, a operaciones de venta de futbolistas. Para ser más exactos, a los derechos con que cuenta el Córdoba CF SAD en las trayectorias de Raúl de Tomás y Javi Galán. Aunque en el primer caso es necesaria una aclaración pues los ingresos provenientes en este término no son por traspaso sino por tener al delantero en sus filas, a préstamo, con menos de 21 años. Forma parte del conocido como mecanismo de solidaridad FIFA. Sea como fuere, y con consideración de nuevo de “cobro razonablemente inmediato”, la sociedad plantea solicitar 62.465,76 euros por su traspaso al Benfica en 2019 y 16.449,32 por su incorporación al Espanyol unos meses después. En cuanto al futbolista del Huesca existe una “cantidad pendiente” de 90.750 euros. Ya por último, el convenio refleja también un ingreso de 10.000 euros por parte de Coca Cola Iberian Partners, que se cree “factible en el corto plazo”. Tales son las metas primeras de la entidad una vez recupere su actividad y pueda proseguir con el proceso concursal. Aunque, eso sí, el documento señala que va a ser “a partir de la temporada 2024-25” cuando “habrá podido recuperar una parte importante de los derechos de cobro”.

Y por otro lado, más de un millón, a la baja, por derechos de jugadores

La propuesta de convenio de acreedores aprobada por el consejo de administración del Córdoba CF SAD -con Carlos y Alejandro González como miembros de Azaveco y Minoritarios CCF- también incluye otras vías de ingresos. Más allá de los que genere la sociedad con su vuelta a la competición, claro está. Son las llamadas inversiones financieras, que en este caso se establecen por derechos económicos de jugadores que posee la entidad. Cinco nombres aparecen en este sentido, si bien uno lo hace a modo de excepción en cuanto a la posibilidad de obtener cantidad alguna. Cabe una precisión en este punto: la diferencia con los derechos de cobro está en que aquí todo depende de futuras operaciones. Por cierto, “todas estas partidas requieren, para su eventual cobro, el mantenimiento de la actividad de la sociedad”.

Sea como fuere, el documento estima en más de un millón los posibles ingresos en tal materia. En concreto, la suma barajada es de 1.120.000 euros. Las principales cifras se dan en relación a Javi Galán y Sergi Guardiola. El Córdoba CF SAD ostenta el 20% de los derechos del primero y el 12% de los correspondientes al segundo, de forma que hace una estimación de entrada de 600.000 y 300.000 euros, respectivamente. A todo esto, reseñable es el hecho de que “se ha decidido por prudencia, estimar a la baja la cantidad final obtenida por el traspaso. Hecho el inciso, la sociedad entiende probables los cobros de 180.000 euros por el 15% de Andrés Martín, tras su venta al Rayo Vallecano, y 40.000 por el 12% de Álvaro Aguado, después de su transmisión al Valladolid. Caso distinto es el de Juanto Ortuño pese a tener el 20% de los derechos del delantero, actualmente en el Castellón, ya que maneja una nula opción de ingreso.

Etiquetas
  •   /  
  • CCF
Publicado el
21 de junio de 2021 - 05:30 h
stats