La ordenanza provincial contra la sequía entrará en vigor en dos semanas

Sequía en el Guadalquivir

La Diputación aspira a que a partir del 18 de este mes, cuando se celebre el próximo Pleno de la institución, pueda entrar en vigor la ordenanza provincial de la sequía en Córdoba, según han confirmado a este periódico fuentes de este organismo público. La entrada en vigor se ha retrasado por la alegación presentada por la empresa Aqualia, que gestiona el agua en Montilla, al considerar que la norma invadía competencias. En principio, está previsto que en el próximo Pleno se rechace la alegación y la norma pueda entrar en vigor.

La nueva ordenanza contra la sequía de la Diputación habilita a Emproacsa a cortarle el agua a los clientes que consuman más agua de la cuenta en periodo de sequía. Antes tendrá que instalar limitadores de consumo para cortar el suministro en menos de 24 horas.

Emproacsa considerará grandes consumidores a aquellos que demanden al trimestre más de 500 metros cúbicos de agua. Para todos aquellos que superen esta cantidad, la empresa instalará en sus domicilios o fábricas contadores telecontrolados, que tendrá que pagar el cliente. El objetivo es poder regular el consumo excesivo de agua en periodos de sequía.

En cuanto al suministro en municipios, Emproacsa podrá limitar o prohibir el uso de agua para riego de jardines, el baldeo de calles, el llenado de piscinas o fuentes, la limpieza de vehículos privados o las instalaciones de refrigeración que demanden agua. También podrá imponer restricciones durante las franjas horarias que determine.

Etiquetas
stats