Las AMPAs de Doña Mencía acuerdan, con apoyo municipal, no enviar a sus hijos a clase tras las vacaciones

Limpieza de calles en Doña Mencía

Las asociaciones de madres y padres de alumnos (AMPA) del Instituto de Educación Secundaria (IES) Mencía López de Haro y del Centro de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Los Alcalá Galiano de Doña Mencía, en los que se han registrado un total de 161 positivos en Cóvid, entre alumnos (137) y profesores (24), han acordado, "con el respaldo de los claustros y del Ayuntamiento menciano, que al reinicio del periodo de clases tras las vacaciones" de Semana Santa, "no van a enviar a sus hijos a los centros hasta que la situación sanitaria de la localidad no sea segura".

Así lo han anunciado este lunes, en un comunicado conjunto difundido por el Consistorio de la localidad, que, según los datos recogidos en su web por la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía, consultados por Europa Press, presenta este martes la mayor tasa Covid de Andalucía, con 6.868,9 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, en una población de 4.600 habitantes, que ha sumado 229 nuevos positivos por coronavirus en la última semana, la mayoría de ellos en los citados centros educativos.

De hecho, según los datos que maneja el Ayuntamiento, "aproximadamente un 60%" de los contagios en el municipio "afectan a menores en edad escolar de los centros educativos de la localidad y al profesorado de los mismos, dándose el caso de que, en el centro de Secundaria, 17 de los 26 docentes, y que en el de Primaria, siete de los 29 docentes, han dado positivo en las pruebas a las que fueron sometidos el pasado sábado, después de 12 días del inicio del contagio, quedando aún en torno a una docena de docentes pendientes de la realización de prueba PCR".

Ante esta situación, "la comunidad educativa, por medio de las AMPA de los centros, los equipos directivos y el Ayuntamiento se han reunido para mostrar su indignación por la falta de atención recibida por parte de las delegaciones de Salud y de Educación" de la Junta de Andalucía en Córdoba.

"Estas administraciones --prosigue el comunicado-- no han tomado hasta el momento decisiones y, a estas alturas, cuando el contagio se ha extendido irremisiblemente entre la población, los reunidos entienden que cualquier decisión que adopten ya llega tarde" y, "es por ello, que han decidido tomar la iniciativa, acordando los representantes de padres y madres, con el respaldo de los claustros y del Ayuntamiento menciano", no enviar a los menores a clase tras las vacaciones de Semana Santa.

Esta medida y sus quejas, además de hacerlas públicas, también han decidido "trasladarlas a las más altas autoridades autonómicas", en contreto a los "consejeros de Salud y de Educación, al presidente de la Junta de Andalucía y al Defensor del Pueblo Andaluz, por considerar que han sido abandonados en medio de la peor crisis sanitaria vivida" en la localidad.

Críticas sindicales

Por su parte y en sendos comunicados, en el mismo sentido que el ya difundido este mismo lunes por CSIF Córdoba, los sindicatos UGT y CCOO de Córdoba han exigido que los centros educativos de Doña Mencía no reabran tras las vacaciones de Semana Santa, ante la situación que se vive los propios centros y en la localidad, en general, por la pandemia, culpando de ello ambos sindicatos a las delegaciones de Educación y Salud de la Junta, por no haber actuado.

En concreto, para UGT "la situación es insostenible", opinando que la salud del profesorado y el alumnado "se está poniendo en serio peligro innecesariamente, y no es admisible que desde la Administración se siga lanzando a la sociedad el engañoso mensaje de que los centros educativos son seguros, con índices de contagios como los que sufren estos centros educativos", que han sido "abandonados a su suerte, pues en ningún momento han recibido la llamada de nadie de Salud, ni de Educación, interesándose por el problema".

UGT cree "urgente el cierre de estos centros educativos ante el avance de los contagios", y así lo han "demandado a la Consejería de Educación por escrito", pues, "sabiendo que la atención del alumnado está garantizada, al menos así frenaríamos el avance de los contagios y podríamos volver a un entorno seguro minimizando los efectos negativos sobre el proceso de enseñanza, en caso de un confinamiento severo".

Por su parte, CCOO Córdoba ha señalado que el pasado viernes tuvo que "exigir a Salud y a Educación que a los trabajadores de estos centros" educativos se les hicieran "pruebas de PCR, porque Salud se inhibía de esta responsabilidad con el profesorado y el personal de administración y servicios de estos centros, y solo pretendía realizárselas al alumnado".

A ello se suma, según CCOO, que "desde el Ayuntamiento de Doña Mencía hacía ya una semana que se estaba pidiendo una reunión urgente con Salud y Educación, para el cierre de los dos centros educativos de la localidad, una reunión que no llegó a producirse", por lo que CCOO ha criticado que "no se realizaran las actuaciones preventivas que corresponden", lo que le ha llevado a exigir que "los centros educativos se mantengan cerrados al menos durante la semana posterior a Semana Santa, para garantizar que no se produzcan más contagios".

Etiquetas
Publicado el
29 de marzo de 2021 - 19:05 h
stats