Los incendios de la pobreza

Vecinos ante los restos del local tras la explosión registrada ayer | TONI BLANCO
Córdoba acumula cuatro fuegos en viviendas en apenas una semana que tienen una cosa en común: todos se han producido en lugares con escasos recursos

Cuatro incendios en apenas una semana con un elemento en común: todos eran pobres. Córdoba ha sufrido desde el pasado día de Navidad hasta ayer mismo un total de cuatro incendios que han provocado víctimas. En todos los casos, los siniestros han tenido lugar en viviendas con pocos recursos y han acabado afectando a personas que en algunos casos vivían en situación de exclusión social. En total, se han producido dos muertes y 19 heridos en estos cuatro siniestros.

El más grave de todos sucedió el 26 de diciembre en la calle Úbeda. Allí, una madre de 35 años y su hijo de tan solo tres perdían la vida entre las llamas de su vivienda. Además, sus otros dos hijos sufrían quemaduras graves y un vecino tenía que ser trasladado por inhalación de humo. En este siniestro, el problema estuvo en el sistema eléctrico de la vivienda. Fuentes de la investigación apuntaron a la sobrecarga eléctrica sobre un sistema que no estaba preparado y que acabó provocando un cortocircuito. A las 6.00 de la mañana el fuego devoraba todo lo que se encontraba en el interior de la vivienda. Los bomberos tuvieron que rescatar a varios vecinos y en la operación se demostró además que el lugar no está preparado para emergencias. Los bomberos tuvieron grandes problemas para acceder al bloque de pisos.

El primero de los incendios ocurrió el día de Navidad. En el Campo de la Verdad, un piso de acogida salía ardiendo y provocaba el desalojo de un bloque de pisos. En total, siete heridos por inhalación de humo. Muchos de los moradores de este piso de acogida (otra vez gente con escasos recursos) salvaban la vida de milagro.

El sábado, otro siniestro grave. En la calle Loja, en una de las zonas más deprimidas del Sector Sur, un hombre de 91 años salvó la vida milagrosamente después de que el brasero provocara un incendio en su vivienda a las 10.00 de la mañana. Su nieto, de 35 años, también resultó herido al tratar de rescatar a su abuelo.

Por último, en esta trágica racha de siniestros relacionados con el fuego y la pobreza, anoche una explosión estuvo apunto de provocar una enorme desgracia en las Moreras. Un hombre de 86 años ocupaba un local del Patio La Voz de Córdoba, en el que acumulaba basura y bombonas de butano. Una de ellas, mal manipulada, provocó una fuga de gas que estalló cuando el hombre encendió una lumbre. En total, siete heridos, seis por inhalación y uno con quemaduras. Y otra vez un elemento en común: un hombre excluido de la sociedad viviendo solo en los bajos de un edificio en el que acumula basura y bombonas. Los incendios de la pobreza en Córdoba.

Etiquetas
Publicado el
30 de diciembre de 2014 - 07:00 h
stats