Otros dos detenidos por el atraco a una joyería de Cañero

La Policía Nacional da por concluida la operación Palmar, iniciada en julio | Uno de los arrestados facilitó a los atracadores placas policiales para hacerse pasar por agentes

Agentes de la Policía de la Comisaría Provincial de Córdoba han dado por concluida la operación Palmar, puesta en marcha a raíz de un robo perpetrado en un taller de joyería de la barriada de Cañero el pasado día 30 de julio, con la detención de dos nuevas personas.

Según ha informado el Cuerpo Nacional a través de una nota de prensa, la presente operación policial se originó después de recibirse una llamada en la sala del 091 en la que se alertaba de un robo con intimidación en un taller de joyería, indicando que los ladrones se habían hecho pasar por policías que iban a inspeccionar el taller, haciendo exhibición de una placa emblema y un carné profesional. Como consecuencia de dicha llamada se estableció de inmediato el correspondiente dispositivo policial, gracias al cual se logró detener a uno de los autores, al que se le intervino parte de las joyas robadas, así como la placa y el carné profesional utilizados para cometer el robo, poniéndose en marcha una compleja investigación fruto de la cual se logró detener al segundo autor material de los hechos en el mes de septiembre.

No obstante, con ambas detenciones, los agentes no daban por concluida la investigación, procediendo, la pasada semana, a la detención en Córdoba a una tercera persona, de 44 años, implicada en los hechos, tras constatar los actuantes que la misma había sido la encargada de idear el golpe, al tener conocimientos del sector de la joyería cordobesa donde estuvo trabajado durante años, siendo igualmente la que trasladó a los autores materiales del robo hasta el lugar donde debía de efectuar el atraco.

Por otro lado, y gracias a la coordinación con agentes de la Comisaría Provincial de Málaga, se logró detener al cuarto implicado en los hechos, de 41 años, al tratarse del sujeto que suministró a los ladrones la Placa Emblema y el Carné Profesional del Cuerpo Nacional de Policía, que figuraban como sustraídos a un agente en una localidad de la provincia de Málaga.

Etiquetas
stats