CCOO critica que el SAS reparta más de un millón de euros entre sus cargos directivos

.
El Sindicato Provincial de Sanidad y Sectores Sociosanitarios ve injusto que la mayor parte de la paga anual por cumplimiento de objetivos se reparta entre cargos intermedios, jefes de servicio y directores

El Sindicato Provincial de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO de Córdoba ha criticado duramente que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) reparta más de un millón de euros entre sus cargos directivos por cumplimiento de objetivos mientras que al grueso de la plantilla recibe una mínima parte por este concepto.

Para el sindicato, el reparto del CRP es “absolutamente injusto, inmoral y discriminatorio” ya que la mayor parte del dinero va destinado a retribuir a cargos intermedios, jefes de servicio y directores, “como si ellos solos consiguieran los objetivos del SAS”, informa CCOO a través de una nota de prensa.

“Este hecho, junto al desigual reparto entre los distintos grupos e, incluso, entre compañeros de un mismo grupo, está provocando un rechazo cada vez mayor a la forma de reparto, además de enrarecer el buen ambiente de trabajo que hasta ahora había caracterizado a las distintas unidades de los centros sanitarios”, continúan.

Además, CCOO considera que se está dando un “tinte mercantilista al trabajo sanitario de forma que si tienes la suerte de trabajar en un servicio elitista cobras más que si tu servicio es uno de los que trabaja en la sombra, porque estos últimos no venden en los medios de comunicación”. En este sentido, la organización sindical afirma que “entendemos que no se debe retribuir por cumplir con la obligación y el deber que tenemos todos los empleados públicos”.

CCOO muestra su convencimiento de que este modelo de CRP es “una forma solapada de subir el sueldo y premiar a gestores y jefes de algunos servicios, mientras están aumentando las listas de espera en dichos servicios, se cierran camas o las urgencias están colapsadas”. “Lo único que importa es reducir gastos de personal de base y en la calidad del material y los medicamentos para luego repartir ese ahorro entre unos pocos y, en ningún caso, mejorar la asistencia al paciente”, algo incomprensible en la situación económica actual.

Por ello, el sindicato propone que ese dinero que forma parte de la masa salarial de los trabajadores se incluya en las nóminas de forma equitativa y regular y no como premio para las jefaturas y como migajas para el resto de personal de base, para evitar que aumenten las desigualdades y clasismo dentro del sector sanitario público.

Etiquetas
stats