Dos bloques siguen desalojados tras el fuego en Los Jardines

Los bomberos enfrían el hipermercado que salió ardiendo antes de revisar si la zona en la que se originó ha sufrido daños en la estructura | La Policía aún no ha podido entrar para investigar las causas

Una treintena de viviendas de dos bloques de la promoción Los Jardines de Trassierra siguen desalojados después del fuego que comenzó anoche en el bajo del edificio, en los almacenes de un hipermercado chino, según han confirmado fuentes municipales. Los bloques que permanecen desalojados son los números 13 y 14. El resto de vecinos, unos 150, ya han regresado a sus viviendas, después de pasar la noche en la calle.

El fuego se inició a las 22.00 en los bajos del edificio, en la fachada hacia la calle Músico Cristóbal de Morales. Esta mañana, los bomberos continuaban trabajando en la zona. El incendio se ha dado por extinguido, pero el interior del almacén en el que se originó el fuego sigue aún muy caliente. Los bomberos trabajan en refrescar la zona y la Policía Científica del Cuerpo Nacional aún no ha podido entrar al lugar para investigar las causas que han provocado el siniestro.

Los bloques desalojados son los número 13 y 14, justo los que se levantan sobre el lugar en el que más virulento fue el incendio. Los bomberos han ordenado que prosiga el desalojo hasta ver cómo ha afectado el fuego a la estructura del edificio. En principio, los agentes municipales sopesan la posibilidad de apuntalar el bajo, una vez extinguidos totalmente los rescoldos que aún siguen vivos, para que los vecinos puedan regresar a sus casas.

El siniestro se inició en unos almacenes que tienen una superficie de unos 2.000 metros cuadrados, repletos de material de todo tipo. De hecho, la virulencia del fuego fue más grave cuando las llamas alcanzaron los productos de limpieza que había almacenados en el lugar.

El denso humo generado por la combustión de todos los artículos del comercio ha cubierto totalmente el edificio y ha subido por los conductos de ventilación del inmueble, motivo por el que se ha ordenado la evacuación de los vecinos, ante el temor de que el humo penetrase en las viviendas.

En total, la Policía Nacional calcula que fueron unas 200 personas las que han pasado la noche fuera de sus casas. La gran mayoría ha sido realojada en viviendas familiares. Otros han pasado la noche viendo cómo evolucionaba la extinción del fuego, que ha necesitado la presencia de todos los agentes de bomberos disponibles en la ciudad de Córdoba.

Etiquetas
stats