Queridos (por el interés) Reyes Magos

Ya sé que acabamos de estrenar el 2014 y ahora lo que pega es hacerle (o no) la maniobra de Heimlich a tu suegra a la que se han quedado siete uvas atascadas en la tráquea, intentar esquivar el corchazo del cava, besarse y desearse un genial año nuevo. Pero como ya no me toca a escribir hasta el próximo 8, correría el riesgo de que no le llegara mi carta a los Reyes Magos.

Como he tratado de ser bueno espero que me traigan algo que me haga ilusión. Allá voy. Quiero:

* Llegar vivo al 2015 y para ello es fundamental no matarme en la carretera. Para disminuir una parte los 23o km que hago diarios, bien podría caerme un destino más cerquita.

* Que me suban el sueldo a mí y a todos los docentes. La explicación mejor que la dé alguien que no es maestro. Pulse aquí.

* Que dos chicos que he conocido en el centro donde trabajo sigan su vocación y hagan Física. Ellos son capaces de disfrutar su belleza y esto les acercará al éxito y a la felicidad.

* Que alguno de mis estudiantes gane el concurso que ha organizado el CERN y si me elige a mí para irme a Ginebra con él, miel sobre hojuelas.

* Que se vaya el ministro y pongan otro. Su "trabajo", de todas formas, ya lo ha hecho.

Me conformo con un par de deseos cumplidos. Que no se diga que soy egoísta.

Etiquetas
Publicado el
1 de enero de 2014 - 01:01 h