Amigos de los Patios Cordobeses: trabajo por el presente y el futuro de la Fiesta

Miguel Ángel Roldán

La Fiesta de los Patios de Córdoba se encuentra en la actualidad en unos de los mejores momentos de su historia. Tras la declaración de la misma como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por parte de la Unesco en 2012, su conocimiento y difusión se ha hecho más internacional que nunca, con miles de turistas que cada año se acercan a Córdoba para conocer y disfrutar una de las tradiciones más señeras de la ciudad. Sin embargo, hubo un momento en que esta tradición tan arraigada estuvo a punto de desaparecer con la especulación urbanística, donde muchos de estos característicos recintos fueron derribados para construir bloques de pisos en su lugar.

Por ello, con la intención de proteger estos enclaves de manera que la tradición no acabara por perderse o convertirse en una leyenda, nació a mediados de los años setenta del pasado siglo XX la Asociación Amigos de los Patios Cordobeses. “En los años setenta, siete amigos amantes de las tradiciones de Córdoba se unieron para crear la asociación. La intención era comprar el mayor número posible de casas para defender estos espacios y que no se perdieran”, explica a CORDÓPOLIS Miguel Ángel Roldán, presidente del colectivo. Así, el 24 de abril de 1974, quedaba constituida oficialmente la asociación, contando entre sus miembros fundadores con Manuel Garrido Moreno o Manuel Salcedo Hierro, entre otros.

Esta asociación, que en 2024 celebrará su 50 aniversario, viene trabajando desde su fundación por el presente y el futuro de la Fiesta de los Patios. En la actualidad, el colectivo cuenta con dos sedes: una en la calle San Basilio, 44 y otra en la conocida como Casa de las Campanas, en la calle Siete Revueltas. “Tenemos dos casas en propiedad que están adornadas como la ocasión merece y que además permanecen abiertas durante todo el año para que cualquier visitante pueda verlas. Es un servicio que se le da a la ciudad de Córdoba para que disfrute de sus patios durante todo el año y que se hace manera gratuita”, señala Roldán. Precisamente estas dos casas, ubicadas en el barrio del Alcázar Viejo y en el barrio de Santiago respectivamente, son dos de las más visitadas cada año, dado que ambas conservan la fisonomía original de las antiguas casas de vecinos con la que fueron concebidas.

Una popularidad que no deja de crecer gracias a visitas como la de los Reyes de España, que en su último viaje a Córdoba aprovecharon para visitar el patio de la calle San Basilio, 44. “La visita de los Reyes de España el pasado año fue la guinda del pastel. De hecho, mucha gente que visita el patio durante estos días nos preguntan si pueden hacerse una foto en las escaleras donde estuvieron posando los Reyes”, confiesa Miguel Ángel Roldán. Esta visita se une a la de otras personalidades de especial relevancia como la del que fuera presidente del Gobierno, Leopoldo Calvo Sotelo o la de la Reina Doña Sofía, que con anterioridad disfrutaron de este rincón cordobés tan característico.

Por otro lado, la conocida como Casa de las Campanas -sobrenombre que recibe este enclave por haber existido en ella una fábrica de estos elementos- cuenta con dos espacios diferenciados, donde además existe un escenario para realizar actuaciones de todo tipo. “En el patio de la Casa de las Campanas hay un escenario disponible para llevar a cabo cualquier tipo de actividad, ya sean actuaciones de academias de baile, espectáculos, etc. Todo el que nos lo solicita lo tiene a su disposición para lo que precise”. Asimismo, el presidente de la Asociación de Amigos de los Patios cordobeses cree que este año es una buena ocasión para que los cordobeses se echen a las calles y conozcan los patios de su ciudad. “Muchos cordobeses están saliendo a las calles para conocer sus patios y se han quitado el complejo de la masificación. Este año no hay excusa para disfrutar de una de nuestras tradiciones más auténticas”, concluye Roldán.  

Etiquetas
Publicado el
16 de mayo de 2021 - 05:00 h
stats