El ritual ya ha comenzado

Atletas recogiendo dorsales en Vista Alegre en la pasada edición | ÁLEX GALLEGOS

La recogida de dorsales y la bolsa de regalos supone el inicio del ritual de la Media Maratón de Córdoba, cuyo pulso ya se empieza a notar en una ciudad que el próximo domingo estará, por unas horas, invadida por miles de corredores. Por el Palacio Municipal de Deportes Vista Alegre -como viene siendo habitual, el cuartel general de la prueba- ya han ido pasando los primeros participantes para llevarse su número y sus obsequios de recuerdo. Después de la carrera habrá más, según la posición, y para todos quedará la recompensa sentimental de haber formado parte de una competición legendaria en el atletismo cordobés.

Este mediodía ya se realizaron las primeras operaciones de restricción del tráfico por la Avenida del Alcázar, donde se han instalado la mayoría de los servicios para los corredores. Los 8.300 inscritos en la prueba tienen de plazo hasta las 20:00 horas del sábado para recoger su dorsal en Vista Alegre. Este viernes pueden hacerlo en horario de mañana de 10:00 a 14:00 horas y por la tarde de 17:00 a 20:00 horas. El sábado se puede recoger de forma ininterrumpida desde las 10 de la mañana hasta las 8 de la tarde. Luego, ese mismo sábado, tendrá lugar uno de los acontecimientos estelares del fin de semana atlético: la Cena de la Pasta. Antes, el viernes, será la Feria del Corredor. Un verdadero paraíso para los amantes del running.

Los atletas podrán compartir experiencias y consejos en Vista Alegre antes de que llegue la gran cita del domingo, en la que quienes lo necesiten podrán contar con sesiones de fisioterapia al final de una prueba que contará, como ha sucedido en las ediciones más recientes, con puntos de animación para estimular a los corredores en ese trazado de 21 kilómetros desde Vallellano hasta la Puerta del Puente.

Etiquetas
stats