Un nuevo horizonte

Edu Ramos festeja el primer gol del Córdoba en Tarragona | LOF

El triunfo es lo que importa. Sobre todo cuando la situación es crítica. Como en el caso del Córdoba, que hace tiempo que olvidó ya aquella historia del juego vistoso. A veces el pragmatismo es más que suficiente para sumar de tres y de ello dio ejemplo el conjunto blanquiverde en Tarragona. En un partido poco vistoso, salvo en una primera parte en la que ofreció destellos, el equipo de José Ramón Sandoval siguió adelante en la marcha emprendida hace unas semanas y venció al Nàstic. Un gol de Aythami antes de la media hora y otro de Guardiola para sentenciar en el 86 le dieron el cuarto triunfo consecutivo a los califales que dan por cierto lo que escribiera Machado. Se hace camino al andar, y al andar se colocan a un punto de la Cultural y a cuatro de la permanencia. Atención todos, porque se abre un nuevo horizonte.

Decidido a continuar por el buen camino saltó el Córdoba al césped del Nou Estadi. Lo hizo con una novedad en su once respecto de la anterior jornada. Sandoval otorgó la titularidad a José Antonio Reyes, que entró por Alfaro. Acertó el técnico en principio, ya que el utrerano fue determinante el tiempo que estuvo en el campo. Los primeros minutos, lejos del tópico del tanteo, sirvieron para comprobar que los dos equipos iban a por el triunfo. El ritmo fue elevado desde el principio y las aproximaciones a las áreas no tardaron en llegar. Aunque no fue hasta el 9 cuando se pudo anotar una ocasión real de gol. La tuvo el Nàstic por mediación de Pleguezuelo, que remató de chilena tras un saque de esquina. Salvó Kieszek el que pudo ser el 1-0.

La disputa era máxima y en éstas entraban poco a poco en escena los hombres con mayor calidad del Córdoba. Dejó destellos sobre todo Reyes, pero también tomaron la iniciativa Narváez o Guardiola. En el 12, Aguza intentó sorprender a Dimitrievski, pero su disparo lejano se perdió por línea de fondo. Sí hubo de intervenir el guardameta, si bien con escasas complicaciones, seis después en un lanzamiento de falta del propio Reyes. El choque entró en una fase un tanto alocada, en la que Omar pretendió ver puerta con un tiro desde unos 30 metros. El curo se marchó fuera. En la lucha, los catalanes parecían perder los nervios por momentos, algo que costó la primera tarjeta a Javi Márquez. Mientras, el cuadro de Sandoval seguía a lo suyo.

Jovanovic y Loureiro completaron una buena combinación que culminó el gallego con un disparo que atrapó Dimitrievski. Nada pudo hacer sin embargo el guardameta de la escuadra catalana en el 26. El árbitro decretó una falta a favor del Córdoba y apareció Reyes. El balón estaba próximo al círculo central, pero poco importaba. El utrerano envió el esférico al interior del área y ahí surgió Aythami para marcar. El canario hizo su segunda diana como blanquiverde, que subió al tanteador con la duda de si había o no fuera de juego. El tanto descentró al Nàstic, que de repente padeció unos instantes de gran caudal ofensivo califal. El cancerbero de los tarraconenses tuvo que actuar a disparos de Reyes hasta en dos ocasiones. El ex del Sevilla tuvo que ser sustituido después por problemas físicos.

La velocidad del encuentro no decreció en ningún momento. Todo lo contrario, Unos minutos después de su agobio, el Nàstic despertó y buscó el empate, que procuró Fali con un disparo desde la frontal. En el 40, bien pudo igualar el equipo catalán tras una acción de prestidigitador de Kakabadze. Tras superar a cuantos rivales se colocaron ante él, tocó con Manu Barreiro para después batir a Kieszek. Sin embargo, la jugada quedó invalidada por un ajustado fuera de juego de Barreiro. El Córdoba atravesó entonces su peor momento de la primera parte, que alivió Loureiro con una gran jugada individual que finalizó con tiro. Detuvo Dimitrievski para que el descanso llegara con el 0-1 en el electrónico.

Tras el paso por vestuarios, el duelo ganó todavía más en intensidad. Aunque ya era con el Nàstic completamente volcado en ataque desde el inicio. La presencia de los tarraconenses en torno al área visitante fue permanente. La insistencia pudo suponer el 1-1 en el minuto 50, con un magnífico remate de Manu Barreiro. Por fortuna para los de Sandoval el balón golpeó en el larguero. La insistencia generaba una sensación de asfixia al Córdoba, motivo por el que su técnico trató de darle más consistencia con la entrada de Álex Vallejo por Jovanovic. Mientras, los granas mantenían el asedio sobre el marco de Kieszek. Pleguezuelo intentó hacer diana en el 64 con un tiro desde la frontal que se marchó alto por muy poco.

Al conjunto blanquiverde le aguardaban minutos de entrega máxima para impedir que su rival lograra neutralizar su ventaja. Así, se empleaba a fondo y de vez en cuando conseguía hilvanar jugadas de ataque. Como lo hizo en el 70, con una acción que bien pudo terminar en gol de Sergi Guardiola de no ser por el cruce providencial de un zaguero local. En el siguiente tramo el cuadro califal tuvo que apretar los dientes, pues la presión era cada vez más agobiante por parte de los catalanes. Estos pudieron empatar de nuevo por medio de Barreiro, pero su remate se marchó alto ante una casi temeraria salida de Kieszek. El polaco tuvo opción de resarcirse en el 84, cuando sacó una mano salvadora tras un zapatazo de Dumitru.

Tomaba un aspecto sombrío el partido para el Córdoba debido a la insistencia del Nàstic. Pero había de aparecer el pichichi blanquiverde. En una rápida contra, Sergi Guardiola se asoció con Alfaro, que acto seguido sirvió al delantero. El de Manacor recibió en posición franca dentro del área y con absoluta frialdad batió a Dimitrievski. El gol rompió los esquemas del cuadro catalán, que además vio cómo el estadio se vaciaba rápidamente. Así, el choque sólo deparó la incomprensible acción de Javi Galán que le supuso la segunda amarilla y por tanto su expulsión.

FICHA TÉCNICA

GIMNÀSTIC DE TARRAGONA, 0: Dimitrievski, Kakabadze, Pleguezuelo, César Arzo, Abraham, Fali (Uche, 76´), Javi Márquez (Tejera, 46´), Tete Morente, Omar (Dumitru Cardoso, 60´), Manu Barreiro y Álvaro Vázquez.

CÓRDOBA CF, 2: Kieszek, Loureiro, Quintanilla, Aythami, Javi Galán, Edu Ramos, Jovanovic (Álex Vallejo (60´), Aguza (Fernández, 77´), Reyes (Alfaro, 39´), Narváez y Sergi Guardiola.

ÁRBITRO: Díaz de Mera Escuderos (Comité Castellano-Manchego). Expulsó por doble amonestación al visitante Javi Galán (92´). Mostró cartulina amarilla a los locales Javi Márquez, César Arzo, Fali, Tejera y Pleguezuelo; y a los visitantes Quintanilla y Sergi Guardiola.

GOLES: 0-1 (26´) Aythami. 0-2 (86´) Sergi Guardiola.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la trigésimo primera jornada del campeonato de Liga en Segunda A, disputado en el Nou Estadi de Tarragona ante 7.247 espectadores.

Etiquetas
stats