Josan González: “La clave está en el día a día”

Josan González, en un partido del Córdoba Patrimonio

El descanso sigue siendo prolongado para el Córdoba Patrimonio de la Humanidad. La suspensión de partidos debido a los positivos en la plantilla blanquiverde, además del inicio en pocos días del Europeo de selecciones, hacen que el cuadro califa no vaya a regresar al trabajo hasta mediados del mes de enero, mientras que la competición no les llegará hasta febrero. Por tanto, una pausa prolongada en la que retomar fuerzas, y que permitirá también al cuerpo técnico calibrar al máximo el trabajo para el exigente tramo que se avecina. El propio Josan González, en declaraciones a CORDÓPOLIS, admite que el balance hasta el momento es “bastante positivo”.

Todo ello con “un comienzo arrollador que nos muestra nuestra capacidad real cuando estamos concentrados, minimizamos los errores y somos capaces de sacar a relucir nuestras fortalezas”, especifica el técnico, recordando además que “hay tener en cuenta que, aunque no son lesiones de gravedad, no recuerdo ahora ningún partido donde haya tenido que dar los dos descartes, esto quiere decir que durante muchos partidos y entrenamientos no hemos podido contar con la totalidad de la plantilla”. No obstante, “por suerte tenemos una plantilla larga y compensada que, junto con la ayuda del filial, nos ayuda a tener entrenamientos de mucha calidad para poder competir en las mejores condiciones siempre”, subraya.

El preparador pontano recalca que “la clave está en el día a día”, pues deben “ser capaces de no bajar el nivel en cada entrenamiento, subir al limite la competencia interna, nos referimos tanto a los jugadores como al staff, tenemos que conseguir la mejora daría para que cuando llegue el día del partido demos nuestro mejor nivel”. Asimismo, expone que, en la actualidad, el descanso está siendo “total”, salvo “para los lesionados, que siguen su proceso. Estábamos en un momento de la temporada donde por diversos motivos se hacía necesario una desconexión total”, por lo que “a la vuelta van a venir con energías renovadas para disfrutar de los retos que tenemos por delante”.

De cara a estos desafíos, siendo el de la posible clasificación para la Copa de España el más inmediato, será, sin duda, imprescindible el papel de la afición. Por ello, el club trabaja desde esta misma semana en la campaña de abonos para la segunda vuelta, para la cual, Josan se muestra “optimista” y confía en un último empujón, ya que “prometimos que iba a ser un equipo que emocionara y, mas allá de perder o ganar, que es parte del deporte, en la pista se ve un equipo comprometido que, independientemente del rival y del marcador, tiene una identidad clara”.

“Hoy son muchos niños los que se fijan y quieren ser un día como estos jugadores, mas allá de la parte técnico táctica, soy consciente de que mis jugadores son un transmisor de valores, por eso lo que podemos prometer a la afición es que siempre vamos a dar nuestro máximo”, apostilla el técnico. 

Etiquetas
stats