Enrique Martín adopta el modo corrector

Enrique Martín alecciona a sus jugadores | JOSÉ MANUEL SERRANO

Un día para reflexiones y análisis en frío. El Córdoba se ha ejercitado este lunes en la Ciudad Deportiva después del empate a dos cosechado frente al Yeclano Deportivo a domicilio. Los hombres de Enrique Martín igualaron un resultado adverso de 2-0 cuando el partido entró en su recta final. De hecho, los tantos de Gabriel Novaes y Xavi Molina se produjeron en los últimos diez minutos del encuentro para evitar la primera derrota de la temporada y mantener así la condición de invicto. Sin embargo, lo visto en el campo de La Constitución levantó muchas dudas que el técnico navarro debe solventar junto a su grupo de trabajo, circunstancia que ya ha empezado a tratar desde este primer entrenamiento.

Al mediodía ha aparecido el plantel de cara a cumplir con la sesión de recuperación. Los únicos ausentes en la matinal han sido Fidel Escobar, Miguel de las Cuevas y Jesús Álvaro. El internacional panameño regresó de la concentración internacional sufriendo una microrrotura en el muslo izquierdo. El alicantino, por su parte, no viajó a Yecla debido a un golpe en el pie. La ausencia del carrilero zurdo cordobesista fue por motivos más felices, ya que durante el fin de semana fue padre. El resto del vestuario ha estado presente para recibir una intensa y larga charla -25 minutos de reloj- de Martín en la que a buen seguro se han tratado aspectos a mejorar después de las tablas en territorio murciano. El preparador, dentro de la calma, no ha cesado de realizar indicaciones con los brazos mientras los jugadores han atendido sin emitir palabra.

Los titulares del duelo liguero han formado junto al recuperador Eugenio Gavilán para acometer una labor liviana y breve en el terreno de juego. Isaac Becerra, Fernández, Fernando Román, Xavi Molina, Ángel Moreno, Raúl Cámara, Chus Herrero, Imanol García, José Antonio González, Juanto Ortuño y Owusu han completado varias series de carreras antes de partir en bus hacia El Arcángel. Al mismo no se ha subido Molina, requerido por Martín para una charla individual una vez sumada su primera titularidad con el Córdoba.

El resto de futbolistas, entre los que se encontraban Gabriel Novaes, Antonio Moyano y Javi Flores -los tres relevos empleados desde el banquillo- sí han tenido que esforzarse al máximo bajo la atenta mirada del propio míster y de Javier Ramos, preparador del club. El brasileño ha recibido comentarios positivos por su predisposición y goles logrados a lo largo de los partidillos finales. También se ha valorado lo expuesto por Sebas Moyano y José Luis García Zelu, dos de los que se quedaron fuera de la convocatoria pasada. Martín, rescatando lo positivo del lunes, ha dado por concluido el entrenamiento nada más acabar el tercer encuentro en dimensiones reducidas.

El trabajo semanal proseguirá a puerta abierta tras la jornada de descanso fijada para el martes. Así pues, el miércoles retornarán los blanquiverdes a la Ciudad Deportiva a partir de las 9:00. El jueves efectuarán la sesión en El Arcángel a las 10:30 mientras que el viernes volverán a las instalaciones del Camino de Carbonell bajo el mismo horario. Ese será precisamente el último entrenamiento antes de encarar la quinta cita liguera contra el Badajoz, fijada para el sábado a las 19:00 en el estadio.

Etiquetas
stats